El Banco Nación de la República Argentina celebrará los 100 años de la apertura de la sucursal ubicada en la ciudad de San Ramón de la Nueva Orán. Aunque aún no se conocen detalles de tan importante celebración, ya trascendió que tanto autoridades bancarias como municipales y provinciales se encuentran trabajando para festejar el próximo 25 de febrero.
Ese día, la sucursal del Banco de la Nación Argentina cumplirá 100 años de permanencia ininterrumpida en el norte argentino, tiempos en que la institución no solo acompañó el desarrollo económico de la región, sino que además colaboró estrechamente para que muchas iniciativas productivas se concretaran, en beneficio de todo el norte de la provincia.
Como se recordará, la ciudad de San Ramón de la Nueva Orán fue la última ciudad que fundaron los españoles en América en 1794 (Ramón García de León y Pizarro), después de varios intentos frustrados tras los reiterados ataques de los indios de la zona.
Los españoles trataban de colonizar un extenso territorio de características selváticas, de fértiles tierras muy bien regadas, pero aún aisladas de las rutas establecidas en el siglo XVI.
Y ese aislamiento de las principales rutas coloniales impidió durante gran parte del siglo XIX, su desarrollo. Y como si eso fuese poco, en 1796, la ciudad de Orán sufrió una epidemia que causó la casi total desaparición de sus pobladores; iniciándose así una decadencia tanto social como comercial.
Navegación fluvial
Avanzado el siglo XIX, se tuvo la esperanza de que la conexión fluvial a través del río Bermejo (Paraguay - Paraná) con el puerto de Buenos Aires, le permitiría a la región alcanzar el tan anhelado progreso de una manera rápida.
Hacia 1870 pequeños barcos a vapor llegaron hasta la zona remontando el río Bermejo. Sin embargo, en la década del 60 de aquel siglo, una obra pública sobre el río Pescado modificó el curso del Bermejo, problema que se agravó en 1871 cuando un fuerte terremoto afectó especialmente a Orán.
Estos dos hechos dejaron de lado la navegabilidad del Bermejo en territorio salteño.
Sin embargo, a pesar de tanta adversidad, San Ramón de la Nueva Orán siguió adelante confiando en la riqueza de su suelo, y sobre todo en la industria azucarera.
Comenta el historiador Eduardo Poma Leavy que Emilio J. Schleh -un investigador y periodista tucumano especialista en industria azucarera que describió las riquezas de Salta y sus posibilidades de la explotación de azúcar en 1914- sostuvo que, aunque en ese momento Campo Santo era la zona productora de azúcar, "con el tiempo Orán ha de tener la primacía".
Para que esta zona, verdadera "tierra de promisión", se transforme y produzca los inapreciables frutos que puede encerrar en su vasta extensión, "solo le falta el ferrocarril".
Por todas las ventajas que presenta, piensa que Orán "está destinada a ser una importante región productora de azúcar, y a levantar otras industrias no menos productivas y valiosas".
El desarrollo fue dándose con el paso de los años y el Banco Nación acompañó e impulsó tal desarrollo.
Es de esperar que las celebraciones de febrero estén a la altura del gran esfuerzo económico que hizo la Sucursal Orán por el despegue de la región que, hasta 1950, se extendía hasta la frontera con la República de Bolivia.

El impacto en el desarrollo regional
La apertura de la sede bancaria dinamizó la producción y el comercio. Tal como lo avizoraba Schleh, el 11 de julio de 1915 tuvo lugar la inauguración del tramo del ferrocarril desde la localidad de Pichanal hasta la ciudad de Orán.
Con la llegada de los rieles, cobró un gran impulso el comercio y la industria, como por ejemplo el ingenio azucarero San Martín del Tabacal, fundado en 1918.
Por lo mismo, el Banco de la Nación Argentina, como ya lo había hecho en 1914 en la ciudad de San José de Metán, se instaló en San Ramón para fomentar el desarrollo de todo el norte de la provincia de Salta.
Y así fue que el 25 de febrero de 1916, el Banco de la Nación Argentina unió sus anhelos a los de esta esforzada población y estableció una agencia dependiente de la sucursal Salta.
De tal forma funcionó el 5 de mayo de 1920, cuando por disposición de las autoridades superiores de la entidad, dispusieron que la agencia pasara a la categoría de sucursal, casa que desde el 1 de diciembre de 1925 cuenta con edificio propio.
Hoy la ciudad de San Ramón de la Nueva Orán es la segunda de la provincia y se requeriría un largo trabajo para detallar todo lo que el Banco de la Nación Argentina realizó a lo largo de un siglo, fomentando el desarrollo económico y social de la región.
El centenario de la apertura de la sucursal no es un acontecimiento menor en la historia del norte salteño.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora