En noviembre, la jefa de Hematología del Hospital Español de Mendoza y una residente habían sido imputadas por lesiones graves y culposas, acusadas de realizar una mala praxis que le provocó muerte cerebral a una nena de 9 años. La menor había ingresado al centro de salud por una recaída en su leucemia.
El desenlace fue el más triste para los padres de Guadalupe Codes. Ahora, la situación procesal de ambas médicas se agravó. El fiscal del caso, Horacio Cadile imputó a las dos mujeres por homicidio simple con dolo eventual y, alternativamente, homicidio culposo. Según agrega Uno Mendoza, esta particularidad se debe a que en un futuro debate podrían ser condenadas por cualquiera de estas dos alternativas.
Al respecto, el abogado de la familia de la víctima, Pablo Cazabán, explicó que esta modalidad "es novedosa desde el punto de vista procesal. El tribunal podrá optar por alguna de las dos calificaciones".
El letrado sostuvo que la acusación se basó "en las diversas testimoniales que se han producido a fines del año pasado, sobre todo la de un profesional que dio cuenta de que las prácticas realizadas no eran las correctas", además de "testimoniales de otros médicos y sobre todo de personal de enfermería".
Mientras avanza la causa, las acusadas, Viviana Bacciedoni y Andrea Piatti, permanecerán en libertad pero deberán presentarse cada 15 días ante la fiscalía. Además, no podrán salir de Mendoza sin autorización.
El caso
Guadalupe Codes falleció el 20 de noviembre, luego de que en el hospital Español le realizaran una presunta mala praxis al inyectarle en la médula un medicamento que debía ser suministrado por vía endovenosa. "Estas médicas la descerebraron, son asesinas", había dicho el padre de la menor, Mauricio Codes, luego de que su hija entrara en un cuadro de muerte cerebral irreversible.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Re KennethU
Re KennethU · Hace 9 meses

Supongo que las médicas estas habrán dejado de practicar la medicina. Son peligrosas.


Se está leyendo ahora