La comunidad de El Galpón comenzará a vivir hoy su fiesta patronal en honor a San Francisco Solano de una manera muy particular, ya que la localidad no cuenta con una parroquia.
El antiguo templo fue afectado por el sismo ocurrido el pasado 17 de octubre y posteriormente, por seguridad, comenzó a ser demolido.
La tradicional entronización o "bajada" del santo, como la denominan en la zona, será hoy a las 11 con la presencia del arzobispo de Salta, monseñor Mario Antonio Cargnello, quien fue un impulsor importante de la construcción de un nuevo templo.
Debido a la situación, las actividades se realizarán en un patio lateral del predio eclesiástico, donde se montará un altar.
"Vamos a vivir una fiesta patronal muy especial porque el fuerte temblor marcó un antes y un después en esta comunidad. El Galpón es un pueblo de fe en el que existe una gran devoción a San Francisco Solano", dijo el párroco Eduardo Pastrana a El Tribuno.
"La bajada del santo es algo tradicional en el que los gauchos trasladan la imagen al trono en el que se va a ubicar durante el rezo de la novena", explicó el sacerdote.

Eduardo Pastrana: "Como estamos sin templo, la bajada del santo se hará al aire libre"Lo programado
Las actividades de hoy se van a realizar al aire libre. Pero durante la novena, que se va a desarrollar desde el 15 al 23 de este mes, se instalará una carpa en el patio lateral.
El extenso programa que se armó para la celebración tiene de fondo la maqueta del proyecto de construcción de un nuevo templo.
"La feligresía de El Galpón está muy contenta y conforme porque va a poder contar con una parroquia nueva, segura y más amplia, lo que era necesario porque la festividad sigue creciendo y el antiguo templo ya quedaba chico", destacó el párroco.
La procesión con la imagen de San Francisco Solano se realiza cada 24 de julio. Participan miles de fieles y promesantes que llegan desde distintas localidades de Salta y de otras provincias.

Fin de una polémica
El 23 de junio pasado el juez de Garantías 1 de Metán, Mario Teseyra, resolvió rechazar la acción de amparo colectivo interpuesto por diez vecinos de la localidad que solicitaban la conservación del histórico edificio, cuya estructura fue afectada sensiblemente por el temblor que azotó a la localidad el pasado 17 de octubre.
En la resolución, el magistrado dejó sin efecto la medida cautelar solicitada por los amparistas, a la que había hecho lugar, para que se detengan, en forma provisoria, los trabajos de demolición que se estaban llevando adelante.
El amparo fue en contra del Arzobispado de Salta, la Municipalidad y el Concejo Deliberante de El Galpón, debido a que las autoridades de la localidad del departamento de Metán autorizaron, a través de una ordenanza, los trabajos de demolición para que se proceda a la construcción de un nuevo templo, mediante un proyecto impulsado por el propio arzobispo Cargnello.
Argumentos judiciales
El magistrado destacó que "Nos encontramos con un edificio en avanzado estado de demolición, con dos intervenciones: una en 1930 en donde se reforma la construcción original, que databa de 1872 y otra de 1960, en donde se reforma el altar y el presbiterio, por lo que de la construcción original solo se cuenta con un menor porcentaje. Pero tampoco podemos negar la sensibilidad de los feligreses al lugar y su conservación. Aún así entendemos que la situación en la que se encuentra el inmueble no genera motivo de resguardo alguno. Sin perjuicio de los informes técnicos elaborados por los ingenieros García y Cambronero, quienes concluyen que se puede recuperar parcialmente el edificio a fin de permitir la ejecución del nuevo proyecto del templo sin que la comunidad pierda un lugar para el culto, para finalmente demoler el edificio afectado con la recuperación de elementos como el coro y aberturas para su reciclado y uso en la nueva obra", señaló el magistrado en su resolución.
El templo de El Galpón data de 1859 cuando al crearse el curato de Metán se lo designó sede del mismo. En 1872, fue trasladado al actual emplazamiento y quedó como sede de viceparroquia. En 1885, según consta en los libros de actas del municipio de Metán, culminaron las obras. El sismo de octubre de 2015 lo derrumbó.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora