Los bagayeros de Orán llegaron a un acuerdo con las autoridades provinciales para continuar trabajando hasta diciembre próximo. La condición, no obstante, es que todos accedan a realizar los controles en el Puesto 28 de Gendarmería, cerca de la ciudad.
Así lo informó ayer Aldo Mendoza, uno de los referentes del grupo, luego de mantener una reunión con el diputado provincial Marcelo Astún, quien se comprometió a llevar los requerimientos de los pasadores hasta el Congreso de la Nación.
La reunión se concretó en el marco de una tregua de 48 horas, luego de los caóticos cortes producidos el lunes pasado en la ruta nacional 50. Astún medió ante las autoridades provinciales y nacionales para destrabar el conflicto.
Los bagayeros se manifestaron en contra del aumento de los controles por parte de Gendarmería Nacional producidos en las últimas semanas.
"Los bagayeros podremos trabajar con normalidad. Logramos una flexibilidad en el paso de la mercadería hasta diciembre", dijo Mendoza.
Pero la condición es que todos los bagayeros ingresen al control del Puesto 28 de Gendarmería y que no tomen atajos por las fincas vecinas, como lo venían haciendo para evitar las pesquisas. Allí se realizarán los controles por scaneres para evitar el paso de droga.
"La tregua es hasta diciembre. Pero creo que lo más viable es dejar que sigan trabajando los bagayeros. Deben pasar por el Puesto 28 y no por los desvíos en fincas colindantes. Dijeron que están de acuerdo, porque ellos no son los que transportan droga", explicó Astun.
Esta situación se mantendrá hasta el 10 de diciembre próximo, cuando se realice el recambio de las autoridades nacionales.
Más controles
La mercadería que ingresa de contrabando desde Bolivia es llevada hacia el centro del país por la ruta provincial 5. Una de las protestas de los bagayeros apunta al incremento del control de Gendarmería en esa arteria. "En la reunión de ayer acordamos que todo seguirá igual hasta diciembre. La ruta 5 no va a estar liberada por Gendarmería. Pero cada comerciante que contrata a los bagayeros podrá llevar hasta dos bolsas, el resto de la mercadería se va a secuestrar", dijo Mendoza.
¿Quiénes son?
Los bagayeros están agrupados en la cooperativa 15 de Abril. Son entre 3.000 y 5.000 personas que viven del tráfico clandestino de mercadería que ingresa todos los días por la frontera de Aguas Blancas, a 40 km de Orán. La enorme mayoría son desempleados y contratados por los cientos de comerciantes que llegan a Orán desde varias provincias argentinas.
El conflicto
La tensión por el incremento de los controles a los bagayeros llegó a su punto máximo el lunes pasado, cuando más de 90 personas cortaron de manera intermintente la ruta nacional 50 en varios tramos. Había filas de 3 km de vehículos.
Los bagayeros exigían poder trabajar como lo venían haciendo. "Lo que pedimos es que nos dejen trabajar. Si quieren revisar que revisen, pero que nos dejen trabajar. Los bagayeros no tenemos problemas en ser revisados porque no somos narcos", dijeron.
El corte se levantó luego de una tregua de 48 horas, que finalizó ayer, con el compromiso de que sus requerimientos sean presentados en la Cámara de Diputados.
Las inspecciones de la fuerza nacional, según fuentes consultadas, se incrementaron luego de los graves accidentes en el tramo Orán-Aguas Blancas. Uno de los más graves fue entre un automóvil y un colectivo, en el que perdieron la vida 8 personas.
"Pedimos que nos dejen trabajar. Si no, que nos consigan 5.000 puestos de trabajo genuino, porque tenemos que llevar la comida a la mesa todos los días", dijo Manuel Barrios, presidente de la cooperativa 15 de Abril.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...