Pasaron más de 12 días desde que se produjo la desaparición de Mariela Roxana Rossi y sus familiares y vecinos salieron a cortar la ruta provincial 26 y avenida Felipe Varela para pedir por su aparición. "Queremos que Mariela vuelva a su casa sana y salva. Exigimos que la Policía la encuentre", dijeron los manifestantes.
La mujer salió de su casa en el barrio Juan Calchaquí el lunes 23, a la medianoche, y no regresó.
En las últimas horas, se registraron novedades en el sumario por la desaparición. Se supo que hay testigos que habrían visto a Mariela en tres ocasiones. Vecinos del barrio Norte Grande, donde Mariela habría estado ingiriendo bebidas alcohólicas junto con una transexual el fin de semana pasado. Otra testigo la habría visto el sábado pasado frente al casino de la peatonal Florida. En las filmaciones captadas por las cámaras de seguridad de la zona, aparece una mujer similar a Mariela, pero como las cámaras no tienen zoom, esto no pudo ser corroborado por la Policía.
Además, un efectivo policial, conocido de la familia, sostuvo que vio a Mariela el martes de la semana pasada en el centro. Lo llamativo del caso es que pese a que la fotografía y las características de la mujer fueron ampliamente difundidas, su paradero aún es un verdadero enigma.
ROSSI.jpg
Mariela Roxana Rossi (42 años)

" id="1128909-Grande-93095665_embed">
Mariela Roxana Rossi (42 años)

Desde la semana pasada, la Policía concretó varios allanamientos en la casa de Mariela, en la manzana 304B, del barrio Juan Calchaquí, sobre la transitada avenida Felipe Varela, en la zona sudeste de la capital salteña. También requisaron la vivienda de su expareja y padre de sus dos hijos, de 17 y 20 años.
Los últimos procedimientos se desarrollaron el jueves desde las 14.30, con la participación de efectivos de la Brigada de Investigaciones, la División Drogas Peligrosas, Canes, la División de Lucha contra la Trata de Personas, comisaría 10 y también personal de Derechos Humanos.
Tras culminar en las viviendas, los investigadores se desplazaron a las márgenes del río Arenales, donde efectuaron un rastrillaje pero no hubo caso.
Ayer al mediodía, los hijos de Mariela cocinaban fideos para el almuerzo en su modesta vivienda. Un clima de angustia e incertidumbre se vivía en el hogar. "La situación es muy dura. Nos sentimos muy afectados, imposibilitados para trabajar. Por los allanamientos, pasamos a estar en la mira y solo queremos que ella aparezca. Aunque sea que diga que no quiere volver, que nos cuente lo que le pasó. Tenemos fe que ella está en algún lado, cerca y bien. Deseamos que la encuentren lo más pronto posible así todo vuelve a la normalidad", sostuvieron familiares.
"Se ha dicho en muchos medios que Mariela se había peleado con uno de sus hijos antes de todo esto y no es así. Sucede que ella tomaba bebidas y en casa no dejaban que lo haga. Pero no hubo ninguna pelea", aclararon los familiares.
La investigación determinó que suele tener problemas de depresión que la llevaron a cumplir un tratamiento en el hospital Ragone hace varios meses. Consume pastillas con frecuencia y cuando cae en un pozo depresivo se aisla de la gente y acostumbra a dormir de día y salir a encontrarse con sus amistades de noche

casa barrio calchaqui.jpg
La casa, de barrio Juan Calchaquí.

" id="1130600-Grande-798587439_embed">
La casa, de barrio Juan Calchaquí.


Cómo es Mariela
Mariela mide 1,60 metros de altura, tiene tez trigueña y cabello teñido, pelirrojo largo, ondulado. Posee tatuajes en el cuello en su lado izquierdo, unas figuras con forma de unas patitas de gato, en su brazo izquierdo se tatuó un corazón pintado de rojo, en las piernas a la altura de la pantorrilla, lado derecho, unas flores, y en el izquierdo, mariposas. En el hombro del lado derecho, en la parte de adelante, tiene dibujado un angelito. Al momento de salir, la mujer vestía calza negra, musculosa celeste, zapatillas blancas y campera negra.
De la investigación surgen varias hipótesis, una de ellas es que la mujer huyó de su hogar y se encontraría en compañía de amistades, pero también hay otras líneas de investigación que rozan lo delictivo.
Desde la Central policial solicitan que ante cualquier dato o información acerca de su paradero se comuniquen al 911.
El caso está a cargo de la Fiscalía Penal 8.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...