Una pequeña metanense sufre graves secuelas luego de sufrir un accidente y casi ahogarse en una pileta, en diciembre pasado, y su familia necesita de la solidaridad de todos. Se trata de Luana Aguírrez, de un año y cuatro meses de vida, cuya situación es muy complicada ya que no habla, no ve, casi no escucha y la movilidad de sus piernas y brazos es casi nula.
"La alimentamos con una sonda. Por ejemplo, tiene que tomar yogur pero no tenemos para comprarle, por lo que le damos mate cocido", dijo Armando Aguírrez, padre de la pequeña.
Luego del accidente en la pileta y de encontrarse muy grave por tragar agua, la niña quedó con una grave encefalopatía hipóxico isquémica por ahogamiento, epilepsia sintomática y un marcado déficit sensorial.
La familia vive en una humilde casa prefabricada que se encuentra en el barrio Los Laureles, en las serranías del oeste de San José de Metán. Son dos piezas de tres metros por tres metros, pero además no tienen energía eléctrica ni sanitarios en condiciones.
"Nos ayuda una tía que vive cerca, porque nuestra situación es muy complicada. Yo trabajaba en un lavadero de autos hasta que mi hija casi se ahogó", dijo el padre.
"Ahora tengo que ayudar a mi mujer por los cuidados especiales que necesita Luana y tenemos otra hija de 3 años", señaló.
Sin embargo, Armando dijo que espera volver pronto a su trabajo. "Desde el hospital nos dijeron que van a mandar una ambulancia o un vehículo para buscarla porque la tenemos que llevar todos los días a la nutricionista, al pediatra y a una fonoaudióloga, entre otros especialistas. Eso va a ser una gran ayuda para nosotros y voy a poder volver al trabajo", sostuvo.
Solidaridad de vecinos
El caso ya tomó estado público por lo que muchos metanenses comenzaron a solidarizarse con Luana, para tratar de mejorar su calidad de vida.
"Desde la Municipalidad nos dieron una casilla y estamos agradecidos por la ayuda que nos están dando los vecinos de Metán", dijo el padre de la niña.
Otro de los problemas que tiene la familia es que la pequeña tiene que estar en una pieza en buenas condiciones, lejos de cualquier posibilidad de contagio de alguna enfermedad, porque sus defensas quedaron muy menguadas.
"Por ahora estamos en una pieza de 3x3, pero ella necesita tener la suya, según lo que nos recomendaron los médicos, para preservar su salud. Es muy doloroso lo que nos pasa con nuestra hija", señaló Aguírrez. Los vecinos de la localidad ya le donaron leche, yogur y una licuadora para triturar los alimentos de la niña, entre otras cosas.
"Mi hija estuvo en terapia intensiva al borde de la muerte y la secuelas que tuvo son terribles, pero queremos que esté lo mejor posible", destacó.
La pequeña necesita con urgencia un par de botas ortopédicas. "Está teniendo problemas en los pies porque casi no los mueve", detalló.
También necesita una alimentación especial, además deben nebulizarla permanentemente, por eso es que la llevan al hospital al menos dos veces por día, pero la familia vive en un sector alejado.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


bagre chuzero
bagre chuzero · Hace 7 meses

pobre criatura de Dios, que estaria haciendo la madre...boludeando en face vaya saber...pobre criatura

avalos lerma
avalos lerma · Hace 7 meses

tanto pedir cuando se chorean a dos manos en el gobierno como no actuan ahi estos rateros urgente


Se está leyendo ahora