Si bien la movida, como lo dice su nombre, era el viernes, en Salta el Black Friday se extendió hasta ayer. Durante los dos días de rebajas, los comercios de la ciudad de Salta y del interior mostraban en sus vidrieras los carteles anunciando que participaban de los descuentos de fin de año. Un 30, 40 y hasta un 50 por ciento rezaban los carteles en los diferentes locales de todos los rubros.
En diálogo con El Tribuno, Rubén Barrios, de la Cámara de Comercio, destacó que más de dos mil comercios se sumaron a la propuesta, mientras que en el interior, la ciudad de Metán fue la que tuvo muy buenas ventas. "Los comerciantes se mostraron bastante contentos, pero reconocieron que durante la primer jornada del Black, la mayoría de los clientes solo fueron para averiguar precios mientras que las decisiones de compras se hicieron recién el sábado (por ayer)", destacó Barrios.
En cuento al comportamientos de los clientes, Barrios destacó que los salteños no se tiraron sobre las ofertas y los productos, sino que revisaron precios, controlaron las ofertas y recién decidieron. "Las compras no se hicieron ciegamente", afirmó el titular de la Cámara de Comercio.
En cuanto a los productos más elegidos, los salteños eligieron indumentaria y productos electrodomésticos.
"Lo importante de esta propuestas es que es masiva y eso hace que los resultados sean más positivos que en las fechas anteriores", afirmó Barrios haciendo referencia a que en fechas comerciales como el Día de la Madre, del Niño o del Padre, las ventas fueron bajas.
Para conocer las experiencias de los comerciantes y sus clientes, El Tribuno recorrió algunos comercios, para ver cómo se vivió el boom de las ofertas.
"El viernes la gente solo vino a preguntar pero en la mañana de este sábado hubo movimiento", destacó Paula Altamirano, empleada de una casa de celulares que ofrecía descuentos de hasta el 25%.
"Hubo movimiento pero no el que esperábamos. Se llevan un solo par de zapatos de entre 390 y 550 pesos. No gastan más", dijo Marcelo López de una casa de calzado.
En una casa de electrodomésticos, Jorge Cardas, a cargo del salón de ventas, reconoció que tenía otras expectativas pero que dentro de todo está bien. "La gente tiene la idea de que el Black Friday está todo de oferta y no es así. Se pusieron promociones", destacó.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


virginia pistan
virginia pistan · Hace 12 días

El black friday es poner todos los productos con descuentos para atraer compradores, esa es la esencia en otros países. Aqui solo ponen ofertas, de cosas que les quedaron de temporadas anteriores y las ofertas valen lo mismo que las semanas comunes, Es una estafa!!!! Los que organizan el movimiento deben saber que están haciendo asi. Vas durante la semana y un producto cuesta 100 el dia del black friday cuesta 200 y con rebaja 100. Eso es ESTAFA

Nacho Man
Nacho Man · Hace 13 días

jajajajaa. que lindo.


Se está leyendo ahora