Ayer la Municipalidad de Colonia Santa Rosa pudo por fin pagar los sueldos a todos su personal, luego de lo cual los empleados volvieron a sus tareas habituales, con lo que se considera que los servicios públicos estarán normalizados hoy.
El intendente local, Jorge Mario Guerra, protagonizó una curiosa situación estos días, dado que tuvo que salir él mismo a recolectar residuos en un camión del municipio, porque los trabajadores se encontraban de paro y lunes y martes no cumplieron con los servicios mínimos.
"Es mi responsabilidad ocuparme de las cosas de la Municipalidad, y entre ellas está brindar los servicios básicos a los vecinos, por lo que no lo hice para la foto", manifestó el jefe comunal.
Y agregó que "por un capricho de los gremios, casi todos los empleados dejaron a Colonia Santa Rosa sin recolección de residuos; por eso salí a hacerlo yo mismo".
Más adelante, Guerra hizo hincapié en cuál es el verdadero problema que tiene la comuna norteña a su cargo, cuando reconoció que "tenemos más de 300 empleados, y todos están de paro. Pero lo ideal sería tener no más de 200. Eso significa que tenemos personal de sobra".

Casi $1 millón de déficit

Guerra advirtió que "actualmente necesitamos casi 1 millón de pesos mensuales de adelanto de la Provincia para hacer frente al pago de salarios, porque la comuna no recauda esa plata. Estamos a expensas de lo que nos envíen la Nación y la Provincia, y seguiremos así por lo menos hasta el año que viene".
Cabe consignar que el problema de atraso en los pagos de sueldos y otros ítems a los empleados municipales de Colonia Santa Rosa es recurrente, al igual que en otras comunas, por lo que los paros de municipales son un lugar común.

¿Qué te pareció esta noticia?

Comentá esta noticia