La visión que desde Buenos Aires se tiene del consumo ancestral de la hoja de coca no solo es errónea, sino que devela una preocupante ignorancia sobre el tema.
Ya hace más de una década el Dr. Ricardo Alonso, un geólogo y salteño apasionado por las cuestiones culturales de la región, se encargó no solo de indagar sobre el coqueo, sino de explicar a los cuatro vientos que en nuestra región andina el coqueo se origina en período Holeoceno. Es decir, se remonta a varios miles de años: al menos 8.000, en rigor.
En su brillante explicación, sobreabundaba en datos para dejar en claro a los paradigmas foráneos y detalló que nuestros pueblos, en aquellas lejanas épocas, ya habían descubierto la importancia de la hoja de coca y de la utilización de sustancias alcalinas para una mejor lixiviación de los alcaloides contenidos en la hoja.
Usaban la hoja de la coca y la yista, que preparaban con cenizas de plantas y otras sustancias carbonatadas y bicarbonatadas.
En el Valle de Nancho, Perú, se encontraron evidencias de hojas de coca y yista que datan de hace 8.000 años. O sea, en los Andes Centrales de América del Sur coqueamos (con yista incluida) desde hace 2.000 años antes de Cristo. Se trató de un hallazgo del Dr. Tom D. Dillehay y su equipo del Departamento de Antropología de la Universidad de Vanderbilt, Nashville, Estados Unidos.
El coqueo desde entonces se ha convertido en una costumbre ancestral arraigada profundamente en el ser andino. Es, además, para los salteños en particular, sinónimo de festejos, meditación, remedio, bálsamo para las tristezas y ofrenda en rituales.
La hoja amasijada en un acullico, acomodada con destreza en el interior de una de las mejillas del hombre de campo, del trabajador, del minero y hasta de los periodistas es "compañera y confidente de penas y gloria, es parte íntima de su ser", como lo resaltó Alonso alguna vez.
Por su parte, cabe recordar que fue el cerrillano y exdiputado nacional Juan Carlos Castiella (UCR), quien en los años 80 plasmó esta cosmovisión de la coca y el coqueo en el artículo 15 de la Ley 23737, "en el que no se considera la hoja de coca en su estado natural, destinada a la práctica del coqueo o como infusión, como un estupefaciente".

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


ENRIQUE LOPEZ-CAPEL
ENRIQUE LOPEZ-CAPEL · Hace 2 meses

Este es un espacio para la construcción de ideas y la reflexión, que apoya e incentiva la pluralidad de pensamiento. No un escenario de ataques a la reflexión antípoda. Significativísimo estudio, relato y exposición. Merecedor de cultivarse y estudiar. Soy argentino y ahora resido en Europa desde más de 20 años. Estuve en Salta en Julio y Agosto y no he dejado de coquear una sola noche, si en casa y a dormir. No conduciendo, ni caminando. Me gusta con bicarbonato de sodio y me acelera el ritmo cardíaco, por ello lo uso después de la cena y antes de acostarme. Me suaviza, me va bien a la digestión y descomunal para el tránsito intestinal. Sus mercedes medicinales los he justificado y alguno de ellos, lo expongo.-

fidencio paredes
fidencio paredes · Hace 2 meses

Sra. MÓNICA Cassels: tiene total razón: Antes de la llegada de los ladrones europeos, el uso de la coca era como remedio y ceremonias, donde solamente usaba el Inca. Cuando los europeos descubren sus cualidades, reparten a todos los esclavos q trabajaban en las minas de oro y plata: esto les quitaba el hambre con lo q se ahorraban en comida y en tiempo fundamentalmente....asi murieron millones de originarios. ES EL PRIMER GENOCIDIO (DEL QUE NO SE HABLA), EN AMERICA. De la misma manera continuó en los cafetales en Colombia y luego los cañaverales en Tucumán y en Salta con el Ing. S. Martín del Tabacal.

ENRIQUE LOPEZ-CAPEL
ENRIQUE LOPEZ-CAPEL · Hace 2 meses

Este es un espacio para la construcción de ideas y la reflexión, que apoya e incentiva la pluralidad de pensamiento. No un escenario de ataques a la reflexión antípoda. Significativísimo estudio, relato y exposición. Merecedor de cultivarse y estudiar. Soy argentino y ahora resido en Europa desde más de 20 años. Estuve en Salta en Julio y Agosto y no he dejado de coquear una sola noche, si en casa y a dormir. No estoy de acuerdo en las reflexiones de algunos columnistas. Si aprendemos la historia, griegos, romanos, Bávaros, Chinos (Gengis Kan) y aún en la historia moderna como Adolf Hitler, sabremos vascular quienes han sido más Barbaros. ¿Y los americanos con la bomba a Hiroshima? Dejemos de inclinar estas atrocidades, nos cultivemos y situemos nuestras resoluciones de manera justa y objetiva.-

ENRIQUE LOPEZ-CAPEL
ENRIQUE LOPEZ-CAPEL · Hace 2 meses

Este es un espacio para la construcción de ideas y la reflexión, que apoya e incentiva la pluralidad de pensamiento. No un escenario de ataques a la reflexión antípoda. Apreciada señora, antes que nada quiero recordar a usted que no tiene un mínimo conocimiento de historia. Los europeos no hicieron nada en comparación a los Griegos, Romanos. El Gengis Kan (el hijo del Viento) el mayor depredador que tuvo China, y a la vez conquistador del mayor Imperio del mundo, mataba a las tribus hermanas, violaba a sus concubinas y luego cortaba sus cabezas y las colgaba en la crines y cola de su caballo. Por donde Pasaba Atila no crecía el Pasto. Y Adolf Hitler con su holocausto mató a más de cuatro millones de judíos. Los Bávaros, Los británicos, Los Franceses y variopintos Pueblos europeos hicieron peores Calamidades. Debería usted tener cuidado con lo que vierte en esta columna. Hace Apología indicando quien o quienes usted quiere poner.

Ceci N
Ceci N · Hace 2 meses

Que buen dato lo del articulo de la Ley, pocos deben saberlo...yo no sabia. Incluso este tipo de informacion puede ayudar a estos choferes en su defensa, si es que realmente estaban coqueando...Por otro lado que bronca da la ignorancia del porteño, uno puede entender el desconocimiento de estadounidenses o europeos...pero la actitud de los porteños solo es una muestra mas de lo poco que les importa el resto de su pais...Por ultimo, yo tambien tengo recuerdos de mi abuelo, el vendia coca desde nuestra casa, el se me fue siendo yo muy chiquita, sin embargo ese recuerdo aun lo tengo en mi memoria muy presente.

Leyla Sahab
Leyla Sahab · Hace 2 meses

Para mí que crecí viendo a mis tíos,abuelo,hermanos ,vecinos,amigos, pero sobre todo a mi padre coquear, es un lindo recuerdo,el calor en Salta y las largas jornadas laborales son más pasables coqueando.Hoy que vivo tan lejos,daría cualquier cosa por sentarme al lado de mi padre y sentir el aroma a coca mientras le quita el palito a la hoja y me cuenta sus anécdotas de su juventud,aaay,no se imaginan lo feliz que me haría! A los 80 años sigue teniendo buena memoria,bello y jovial,salteños amados!

Monica Cassels
Monica Cassels · Hace 2 meses

Los conquistadores españoles y luego los primeros colonos, proporcionaban coca a los indios esclavizados en las minas y en los cañaverales, para mantenerlos estimulados para trabajar y reducir su consumo de alimentos. Yo tenía entendido (tal vez erróneamente) que los pueblos originarios, antes de la llegada de los europeos, usaban la coca sólo con fines medicinales y rituales, no para el consumo habitual tan común en el presente.


Se está leyendo ahora