El Milagro también se vive en Córdoba, donde un grupo de jóvenes del Centro de Estudiantes y Residentes Salteños (Cersac) y vecinos de la Basílica de Santo Domingo, ubicada en la capital de esa provincia, se reúnen con mucha devoción para realizar la novena, procesión y pacto de fidelidad. Pablo Daniel Torrejón es salteño y estudia Odontología allí desde hace cinco años, pero no dejó de lado su pacto con el Milagro. "Desde que el grupo surgió estuvimos continuamente buscando la participación en la comisión del Milagro de la Basílica, donde está la imagen de Nuestra Señora del Rosario, y que hace más de 50 años es acompañada por la réplica del Señor del Milagro, donación de monseñor Pedro Lira, salteño también", contó.
El joven agregó: "Cada 15 de septiembre nos acercamos a reafirmar el pacto de fidelidad y cumplir así nuestra promesa de devoción y fe con el Señor y Virgen del Milagro".
El grupo de jóvenes participa en las lecturas y en los cánticos durante la celebración. "El año pasado, la coplera salteña Eva Sulca ofreció su repertorio. Realmente se vive con mucha emoción y alegría", destacó Torrejón. Durante la celebración, la Basílica de Santo Domingo se adorna con ponchos salteños, el saludo con los pañuelos blancos, todo emociona. "Cada uno lo vive de forma diferente, muchos cantores y guitarreros se llegan para ofrecer algo de ellos al Milagro, por ejemplo", contó. María Eugenia Latella Frías está al frente de la organización de la festividad y es esposa del salteño Luis Clara, a quien conoció hace 15 años en la Basílica Santo Domingo, en la fiesta del Milagro.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora