El periodista Juan Ángel Espinoza denunció que dos sujetos con tonada colombiana lo amenazaron de "hacerlo boleta" si seguía informando sobre el modo de operar de estos sujetos, que residen en los alrededores de los pueblos y ciudades del departamento San Martín, y cuya principal actividad es otorgar préstamos de dinero en efectivo con intereses usurarios, que cobran mediante intimidaciones.
Apenas hizo la denuncia el periodista debió recluirse junto a su familia en Tartagal con una custodia permanente que le otorgó la Policía.
El incidente que lo tuvo como víctima se produjo el viernes pasado en horas de la mañana.
Espinoza es periodista deportivo e integra la Liga Departamental de fútbol de San Martín, pero también realiza programas de interés general en la Radio FM Mosconi y en el canal local de televisión.
El viernes pasado, cerca de las 8 de la mañana, circulaba por la avenida interurbana Tartagal-Mosconi cuando fue abordado por dos sujetos que le cruzaron una moto de gran cilindrada por delante de la suya para obligarlo a detenerse.
El gesto más temerario provino de uno de ellos, que nunca sacó la mano del interior de una campera, mientras se la cubría con la otra, propio de quienes portan armas de fuego en el interior de las prendas.

Sensación de gran desprotección

Juan Ángel, quien en la mañana de ayer fue citado por el fiscal penal Nº 3, Pablo Cabot, para ampliar su denuncia, recordó el momento de la intimidación "y ahí me di cuenta que los periodistas del interior estamos muy solos, desprotegidos porque no portamos armas y todos los días estamos literalmente "entregados'' a cualquiera que quiera agredirnos física o verbalmente".
Agregó: "Cuando estos tipos me cruzaron la moto se me graficó esa situación que vivimos a diario, en un departamento donde el narcotráfico y otros delitos son temas sobre los que trabajamos diariamente. Cuando me abordaron, la interurbana estaba desierta; era yo y esos dos tipos, porque miré para un lado y para el otro y no venía nadie, por lo que la sensación que tuve fue realmente desagradable, mucha impotencia", describió.
El periodista recordó que "cuando me preguntaron si yo era Juan Espinoza lo único que se me ocurrió decirles fue que no, que yo era compañero de Espinoza, y entonces estos tipos me dieron el mensaje para Juan Espinoza".
Y describió: "El que venía conduciendo la moticicleta era blanco, más bien gordito con tonada extranjera; pero el acompañante que era bien moreno, tenía una tonada inconfundible. Después que me repuse del susto y con una mezcla de bronca e impotencia, me fui a los lugares donde viven, porque todos conocemos qué hacen, dónde viven y cómo operan".
Y continuó: "Me encontré con algunos pero ninguno me quiso decir quiénes son los tipos que me amenazaron de hacerme boleta si sigo hablando de ellos".

Sin solidaridad oficial

Luego de la difusión que los periodistas del norte de la provincia le dieron al tema, Espinoza recibió llamadas y muestras de solidaridad de comunicadores de Tartagal, Mosconi, Aguaray y Salvador Mazza. Pero ningún funcionario provincial del área de Seguridad, ni un intendente de la zona ni legisladores se comunicaron con él para interiorizarse de la situación que había vivido.
"El único que estaba muy preocupado fue el presidente del Concejo Deliberante de Mosconi, Enrique Luna, que me manifestó su indignación y me ofreció toda su colaboración, al igual que los delegados de la liga departamental de fútbol de San Martín, porque integro esa entidad; pero nadie más me llamó por este tema, que es realmente grave".
Espinoza agregó: "No pretendo victimizarme porque en la zona todos informamos sobre narcotráfico y sobre muchos delitos que están de una u otra manera vinculados con ese tema. Seguramente como me sucede hoy a mí, la familia de todos los que hacemos periodismo debe tener preocupación por su seguridad. Por eso agradezco la solidaridad sincera de mis colegas, porque somos conscientes de que en la zona estamos muy expuestos, pero seguramente ningún apriete impedirá que sigamos investigando e informando".
Espinoza remarcó que desde el primer momento contó con "el acompañamiento de la Policía de la Provincia, que dispuso de un móvil y una custodia para mi familia y del personal de la Brigada de Investigaciones de Tartagal".

Una investigación a fondo

Espinoza se refirió a lo que pasa en la zona. "Es conocido por todos, en especial de los que tienen que tomar cartas en el asunto y miran para otro lado. Yo mismo fui a la Gendarmería Nacional para preguntar qué están haciendo al respecto del modus operandi de esta gente que presta plata, aprieta, son usureros y lo hacen muy tranquilos. Me hicieron que lo espere al jefe, que supuestamente era el único que podía hablar del tema, una hora y media, pero nunca me atendió; en lugar de eso y cuando les dije que era por el tema de los colombianos, en la Gendarmería me pidieron mi nombre, por qué, para qué, dónde trabajaba, etc.", recordó visiblemente molesto el periodista.
Finalmente expresó: "Como sabemos todos, los colombianos te prestan lo que les pidas, al punto que comerciantes de la zona también recurren a ellos. Pero a nadie se le ocurrió preguntar de dónde sacan el dinero "cash'' del que disponen, ni se les pasó por la cabeza investigar; saben que la gente tiene miedo de denunciar porque les pasará lo que a mí o tal vez la situación puede tener un peor final".

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia


avalos lerma
avalos lerma · Hace 1 mes

los dejamos crecer y cagamos es ahora donde hay que frenarlos urgente!

luis lescano
luis lescano · Hace 1 mes

HAY QUE JUNTARSE Y SACARLOS A PATADAS A TODA ESTAS LACRAS DE LA SOCIEDAD...CON TAL SI NADIE SE METEN QUE NOS VAN A HACER QUE NO??????????????????????????????

Franco Cardozo
Franco Cardozo · Hace 1 mes

Gendarmería, policías y otras tantas yerbas ya son cómplice a la vista de todos es por éso que nadie les hace nada a los colombianos y bolibianos son lo más sinvergüenzas cara dura, claro el gobierno deja pasar tranquilo a éstos desgraciados y ellos se hacen la américa en Argentina Salta está plagado de éstos parásitos malvivientes.

Álvaro Figueroa
Álvaro Figueroa · Hace 1 mes

Sr. Periodista, don Juan Ángel Espinoza, vaya para Ud. todo mi apoyo y simpatía.

luis lescano
luis lescano · Hace 1 mes

DIGO YO ::GENDARMERIA TENDRIA QUE VIGILARLOS Y CAERLES CON TODA LA FUERZA DE LA LEY...!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! O QUE ????????????????????


Se está leyendo ahora