La Cámara de Diputados aprobó ayer por una amplia mayoría, y con la sola oposición de parte del bloque del Frente para la Victoria, el proyecto de resolución que permitirá que el juez federal Luis Rodríguez allane el domicilio y las oficinas del exministro de Planificación y hoy diputado Julio De Vido, en el marco de una causa por presunto enriquecimiento ilícito.
La resolución fue votada al cabo de un áspero debate que involucró a Elisa Carrió, quien acusó a De Vido de ser "el más grande cajero" del kirchnerismo. Cuando hizo uso de la palabra, el propio exministro denunció una "persecución política" desde el 10 de diciembre, cuando asumió Cambiemos.
La votación resultó 137 votos a favor contra 49 en contra del proyecto impulsado por Cambiemos y solo se abstuvo el propio legislador.
La iniciativa fue apoyada por el massismo, el bloque Justicialista de Diego Bossio, la izquierda, Progresistas y el delasotismo, entre otros bloques minoritarios.
Ausencias y suspicacias
Hubo más de veinte diputados ausentes del bloque del FPV, actualmente de 76 miembros, entre el total de los 69 diputados que no estaban presentes al momento de votar, lo que evidencia la fragilidad del espacio kirchnerista. La lectura es obvia, hubo muchos ausentes para no votar en contra de la autorización del allanamiento a la casa del exfuncionario.
El presidente de la Comisión de Asuntos Constitucionales, Pablo Tonelli (PRO), empezó más de dos horas de debate con la justificación de la necesidad de aprobar la resolución que brinda autorización para el allanamiento a las propiedades de De Vido, quien posee fueros parlamentarios.
Aseguró que la medida "no implica mengua para el diputado y su condición de tal" pero destacó que lo principal es que el juez Rodríguez avance en la investigación y "concluya y que todos sepamos cuál es la verdad".
Cruces durante la sesión
De Vido, en tanto, denunció que desde el 10 de diciembre hay "una persecución política" a la que es sometido.
El exministro de Planificación de toda la etapa kirchnerista recordó en el recinto que fue sobreseído en dos oportunidades por la Justicia federal en causas que lo comprometían y que, tanto entonces como en esta causa, jamás ha "negado información a la Justicia".
"Jamás he frenado un allanamiento o un pedido de requisitoria en 12 años de ministro", resaltó, y sostuvo: "Si el propósito del juez Rodríguez hubiera sido de allanar mi domicilio o de indagarme" lo hubiera hecho, porque siempre "concurrí puntualmente" a las "tres indagatorias que tuve hasta ahora".
Por su parte, Elisa Carrió habló de hipocresía e interpeló a sus pares. "Cuántos de todos los que están acá cenaron con De Vido para pedirle obras públicas", dijo, y mencionó expresamente al exgobernador de Santa Fe Hermes Binner, a quien dijo ver "abrazado" con el entonces ministro.
Durante el debate, la más férrea defensora de De Vido fue Diana Conti, que calificó el proyecto del macrismo como un "acto de onanismo público", y advirtió que aprobarlo sería "poner nuestras partes pudendas en exhibición para degradarnos ante otros poderes del Estado".
"No nos disparemos a nuestras partes pudendas", insistió la diputada.

Proceso a exjefes de gabinete

Aníbal Fernández, Capitanich y Abal Medina, en la causa Fútbol para Todos. La jueza federal María Servini de Cubría procesó ayer a los exjefes de gabinete nacional del kirchnerismo Jorge Capitanich, Juan Manuel Abal Medina y Aníbal Fernández por incumplimiento de deberes a raíz de la omisión de controlar el uso de los fondos del programa Fútbol para Todos.
La decisión recayó además sobre el exvicegobernador bonaerense Gabriel Mariotto, excoordinador del FPT, aunque, en su caso, quedó procesado por un delito más grave, peculado -el desvío de fondos públicos confiados para la custodia- que prevé hasta diez años de prisión.
"Mariotto por la función de coordinador del programa tenía a su cargo la custodia de los ingresos de la explotación comercial del programa, la cual surge expresamente en la decisión administrativa por la cual asume y se crea el comité, por lo que fue encomendada en razón de su cargo", consideró Servini.
Además, y por el delito de "administración fraudulenta agravada" en perjuicio de la administración pública, quedaron procesados el presidente de la AFA, Luis Segura, y los dirigentes futbolísticos Rafael Savino, Carlos Portell, José Lemme, Miguel Ángel Silva, Eduardo Spinosa y Rubén Raposo.
En el fallo, Servini declaró extinguida por fallecimiento la acción penal contra el expresidente de la AFA Julio Grondona, aunque aclaró que le hubiese correspondido un procesamiento como "autor" de varios delitos.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


federico ramon corbalan
federico ramon corbalan · Hace 5 meses

el congreso lleno de las mismas ratas.

federico ramon corbalan
ALBERT LUIS
ALBERT LUIS · Hace 5 meses

el circo nunca visto del CONGRESO.........aunque en nuestra argentina es NORMAL........de quiene nos representan ...........lo normal de ENCUBRIR A LOS FUNCIONARIOS CORRUPTOS...PROTEGERLOS.........este allanamiento sera la VERGUENZA MAS GRANDE......DUDO QUE ENCUENTREN ALGO.........TIEMPO TUVO DE SOBRA PARA LIMPIAR ...EN TODAS LAS PROPIEDADES.....LE DIERON EL TIEMPO SUFICIENTE .......SON DELINCUENTES .....LA MISMA BANDA DEL FpV....QUE ESTA EN CONGRESO EN SU CLARO ACCIONAR.........


Se está leyendo ahora