Antes de que amaneciera, apenas pasadas las 5 de mañana, más de 40 personas participaron del inicio de las jornadas por el Día Internacional del Yoga. El encuentro se concretó en el estadio Delmi y se extendió hasta las 18. Con el paso de las horas se fue desarrollando un extenso programa que incluyó el saludo al sol, yoga para niños y padres, para embarazadas, meditación, kundalini y yoga yoghismo. Todo estuvo amenizado con el catering del restaurante vegetariano Chirimoya, que se sumó al evento con una propuesta saludable.

Embed
Entre los encargados de mostrar las diferentes clases de yoga que existen se pudo contar al profesor Abel López, representante de la Asociación Internacional de Yoga Yoghismo, que está a cargo de dictar el profesorado de la disciplina en La Estrella Sirio.
"Ya llevamos 5 años de enseñar la práctica, por lo que estamos en un proceso de crecimiento. El fin de semana estuvimos abriendo una escuela en Jujuy", destacó el profesor en diálogo con El Tribuno, antes de iniciar su demostración de una clase de yoga yoghismo.


López destacó el crecimiento de la disciplina en los últimos años y aseguró que eventos como el que se celebró ayer no se podían pensar hace algunas décadas atrás.
Guru Amrit Dev: "El yoga es la única forma de poder vivir en esta época. Si no se domina la mente, es difícil actuar con sinceridad con los demás".
Si bien el encuentro estuvo organizado por la embajada de la India y Dharamsala Yoga, también contó con la participación de instituciones dedicadas a la práctica, como Yoga en Síntesis, Centro de Kunadili Yoga, El Arte de Vivir, Prem Yoga, Escuela de Yoga Yoghismo y la Municipalidad de Salta.
Guru Amrit Dev Kaur Khalsa, fundadora de Dharamsala Yoga, fue la encargada de dirigir el evento, que además obtuvo el reconocimiento de la Municipalidad de la Ciudad de Salta, y fue declarado de interés municipal por el Honorable Concejo Deliberante. "Trabajar con este clima y lograr que la gente participe es realmente un éxito", destacó Guru Amrit.
La profesora afirmó además que ya se planificó una reunión para el próximo mes con el resto de las escuelas de yoga de la ciudad, para continuar realizando este tipo de actividades conjuntas.
Graciela fue junto a su hija Abril, de 8 años. Hace tres meses que realizan la práctica en la biblioteca Antonia Cáceres y destacó que desde el primer día logró ver los cambios. "Empezás a ver la vida de otra forma. Vi que en una escuela de San Lorenzo ya le dictan yoga a los chicos. Espero que eso se aplique en las escuelas primarias también. Mi hija va la escuela Alejandro Gauffin, de San Remo, y tenemos muchos casos de nenes agresivos. Son chicos que están mostrando la falta de apoyo que tienen y hay que hacer algo", dijo.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora