*

Una serie de incidentes y destrozos tomó lugar en la noche del martes dentro de la comisaría 38va. de la Policía de la Ciudad, protagonizado por vecinos del Bajo Flores luego de la muerte de un adolescente de 14 años baleado por "motochorros".
Todo se inició con una manifestación de vecinos hacia la seccional de Flores, ubicada en la calle Esteban Bonorino 258, y en un momento determinado entraron por la fuerza con insultos y rompiendo objetos de la dependencia.
Con el correr de los minutos cesaron los destrozos y los manifestantes salieron de la dependencia, aunque siguieron con los cantos y la protesta: "Que se vayan todos, que no quede ni uno solo" y "son todos corruptos" fueron algunas estrofas que se escucharon.
Asimismo, reclamaron la presencia de funcionarios de la Ciudad, aunque se estima que finalmente este martes a primera hora serán recibidos en la cartera que encabeza Martín Ocampo.
La idea de los vecinos era permanecer toda la noche dentro de la Comisaría 38va. pero pasada la medianoche, el personal de infantería se hizo presente en el lugar para volver desalojar la zona.
Así fue que a base de gas lacrimógeno, pudieron despejar el lugar a pesar de la gran resistencia que pusieron los manifestantes que aún permanecía afuera de la Comisaría.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...