Durante la entrevista que le realizó Jessi Hempel, redactora de la revista norteamericana Wired, ante un auditorio abarrotado de asistentes, compuesto en su mayoría por las operadoras de telecomunicaciones de todo el mundo y las compañías que les proveen los equipos y los programas para construir su infraestructura, así como los ministros de comunicaciones y los medios que siguen esta industria, digamos que ante el establisment de las telecomunicaciones, Zuckerberg hizo un llamado radical y revolucionario para que no ignoren a los desconectados.
El CEO de Facebook le recordó al auditorio que 4.100 millones de personas aún no están online, es decir más de la mitad de la población mundial, de acuerdo con el reporte State of Connectivity 2015, el cual fue anunciado por Facebook durante el Congreso pero escasamente reportado por los medios de comunicación.
Y esto, mientras la industria discute el paso de 4G, que tuvo la promesa de ofrecerle una mejor experiencia a los usuarios, a 5G, con la promesa de conectar las cosas, o el Internet de las cosas, ignorando a los desconectados. Zuckerberg se mostró decepcionado de que la discusión haya tomado este rumbo. "Lo que va a traer esta transición son conexiones más rápidas para los ricos, dejando de lado a los desconectados", dijo Zuckerberg. "Hay que entregar mayores velocidades, pero a la vez hay que trabajar para que cada persona tenga acceso a Internet", agregó.
Zuckerberg, como es habitual, no se quedó sólo en denuncias. Por el contrario, gran parte de la entrevista estuvo enfocada en lo que Facebook está haciendo para corregir la situación y entregarle conectividad a los que no la tienen. Habló en detalle de internet.org, el brazo filantrópico de Facebook para conectar el mundo y no solo a algunos de nosotros. La iniciativa consta de varios programas, el principal de ellos Free Basics, el cual busca entregarle a la gente "acceso a servicios útiles en sus teléfonos móviles en lugares donde el acceso a Internet es menos asequible".
Los sitios web están disponibles de manera gratuita para quienes se suscriban a la aplicación sin afectar su cuenta de datos e incluye acceso a portales de noticias, empleo, salud, educación e información local y, por supuesto, a la página de Facebook. El objetivo de Facebook para degustar los beneficios de Internet a través de estos sitios web es "llevar más gente en línea y ayudar a mejorar sus vidas".
A la fecha, Free Basics ha logrado llevar Internet a 19 millones de nuevos usuarios en 38 países, especialmente de África. Y esto, a pesar del revés sufrido en India por Facebook hace unas semanas, cuando el ente regulador decidió prohibir Free Basics por violar el principio de neutralidad de red.
Habló también del Laboratorio de Conectividad (Connectivity Lab), el cual desarrolla programas para entregar acceso a Internet asequible a comunidades del mundo.
El laboratorio está explorando diversas tecnologías incluyendo aviones de largo vuelo (entre 3 y 6 meses) para llevar conectividad a sitios remotos, satélites espaciales y rayos láser para entregar conexiones de banda ancha a lugares específicos, por ejemplo un láser podría ser disparado desde California a la estatua de la libertad en Nueva York, explicó Zuckerberg.
También habló de Express Wi-Fi, un programa que entrena y trabaja con emprendedores locales para ayudarles a ofrecer Internet de alta calidad a sus vecinos y con ello generar un ingreso sostenible.
La iniciativa trabaja con proveedores de acceso local o móviles, usando software desarrollado por Facebook para conectar las comunidades. Zuckerberg aseguró que los primeros 1.000 hotspots Express Wi-Fi serán desplegados este año.
Y no contento con todos estos proyectos de infraestructura, todos por fuera del negocio core de Facebook, Zuckerberg anunció una nueva iniciativa para desplegar proyectos de infraestructura de telecomunicaciones bajo un acercamiento diferente e innovador que reduzca costos y mejore eficiencias: Telecom Infra project (TIP), el cual fue lanzado durante el Mobile World Congress.
TIP, según Zuckerberg, es un esfuerzo común para reimaginar las maneras tradicionales de construir y desplegar redes de telecomunicaciones.
La idea con TIP nace del Open Compute Project de Facebook en el campo de las redes.
Ese proyecto le permitió a la compañía construir su infraestructura de redes a escala global sin trabajar con los grandes proveedores de infraestructura, ahorrándose más de US$ 2.000 millones.
La idea es hacer lo mismo con TIP en el campo de infraestructura de telecomunicaciones.
Bajo este concepto, la mejor manera de acelerar el ritmo de la innovación es que las compañías trabajen de manera colaborativa y con estándares abiertos.
Los miembros iniciales de TIP incluyen a Facebook, Intel y Nokia, quienes aportarán los diseños de referencia y operadores como Deutsche Telekom y SK Telecom.
TIP busca reducir los costos de implementación de infraestructura de manera significativa y ganar eficiencias, con el objetivo que la gente pueda tener un mayor acceso.
x

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Comentá esta noticia