El fallo de la Corte Suprema de Justicia que suspendió ayer el tarifazo del gas para los usuarios residenciales causó sorpresa y descontento de gran parte del empresariado. El aumento en las tarifas para los comercios (con tope del 500%) no fue alcanzado por el dictamen firmado por el presidente Ricardo Lorenzetti y los ministros Elena Highton, Juan Carlos Maqueda y Héctor Rosatti. Esta situación no es ajena para los comerciantes salteños, quienes coincidieron en la necesidad de analizar detenidamente la disposición para determinar qué medidas se tomarán al respecto.
"La verdad es que me sorprendió el fallo. Entiendo que cuando este tipo de medidas se toman, deben ser un poco más abarcativas", dijo a El Tribuno Mario Peña, presidente de la Cámara de Turismo de Salta y de la Fedecatur, entidad que nuclea a las cámaras de todo el país.
Con el turismo como una de las principales actividades de la provincia, la preocupación sobre el aumento se reflejó en la variación de los costos que experimentarán los diversos rubros. "Debemos reunirnos para evaluar la situación porque la estructura de costos no tan solo se presenta desde la actividad turística, sino en los otros sectores también", agregó Peña.
Las próximas horas serán claves para examinar el alcance de la sentencia del máximo tribunal que solo incluye a los consumidores residenciales del servicio de gas.
Las dudas de los empresarios existen y se hicieron evidentes desde los primeros minutos luego de que se conociera la sentencia. "No conozco los detalles del fallo, pero no creo que sea conveniente dejarnos fuera, ya que se pone en riesgo la actividad de muchas empresas que se verían perjudicadas de manera importante", aseguró Nahuel Hyon, presidente de la Cámara de Pequeñas y Medianos Empresarios de Salta.
La anulación de las resoluciones 28/16 y 31/16 del Ministerio de Energía y Minería de la Nación fue ratificada ayer con el dictamen expedido por la Corte Suprema. A primera vista, las posibilidades de reclamo se tornan más que difíciles aunque para algunos representantes del sector, la parcialidad de la suspensión producirá indefectiblemente un aumento de precios.
"Si hay eventualmente incremento de tarifas, el mercado no lo podrá absorber y de esta manera se pone en riesgo a muchas empresas", aseguraron.
Los rubros afectados
El rubro de las panaderías es uno de los que mayor consumo de gas y electricidad evidencian. Si bien el fallo es relacionado al primero de los servicios, el impacto del aumento repercute notablemente en los propietarios de negocios.
"Me parece bien que a la gente no le pongan semejante tarifa, pero debería reverse lo de las pymes porque ellas son las que más trabajo dan", aseguró Martín Petrocelli, presidente de la Cámara de Panaderos de Salta. Así como varios expresaron su postura ante el fallo de la Corte, la Cooperativa de Productores Tabacaleros de Salta prefirió esperar a conocer en profundidad la medida.

Hoteles y restaurantes
Luego de un semestre difícil para el rubro hotelero y gastronómico, la realidad para los empresarios salteños refleja que solo veinte días de julio fueron los que oxigenaron la actividad. Si bien los aumentos en las tarifas de los servicios variaron de acuerdo a los negocios, un aumento no fue visto con las mejores expectativas. "Julio fue muy bueno, pero lo que siempre recalco y no se hace notar es que trabajamos veinte días bien contra seis meses malos. Y sin dudas que el aumento de tarifas nos afectará en una forma considerable", dijo a El Tribuno Roberto García, de la Cámara Hotelera Gastronómica y Afines de Salta.
La razón de la diferencia
La Corte firmó la sentencia solo para usuarios residenciales porque fueron quienes llevaron adelante las demandas contra el Estado que llegaron a esta instancia, y dejaron abierta la puerta para que se presenten otros damnificados, como los comercios y pymes.

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Carlitos Manggiapane
Carlitos Manggiapane · Hace 1 mes

El empresariado llora. Aparecieron en Salta los discípulos de Ratazzi "el gran llorón".

Se está leyendo ahora