Oficiales egipcios de inteligencia señalaron ayer al jefe de Combatientes Islámicos del Egipto, una filial del Estado Islámico, como autor intelectual del episodio donde murieron 224 personas
El misterio y la confusión que rodearon los momentos finales del avión de pasajeros ruso que se desplomó en el desierto de Egipto, matando a las 224 personas a bordo, ya estarían resueltos. El líder de un grupo satelital al Estado Islámico (ISIS) en la península del Sinaí, el egipcio Abu Osama al Masri (también conocido como sheikh Osama al Masri) es sindicado como autor intelectual del atentado que causó la explosión de la aeronave, según informó el Sunday Times y Al Arabiyya a través de oficiales egipcios de inteligencia que revelaron los datos. Desde el Gobierno británico definieron a Masri como "un target" al que su inteligencia sigue de cerca en sus actividades terroristas desde hace unos años. Agregaron que Londres dispone de información suficiente como para colaborar con Egipto y Rusia para "capturarlo o darlo de baja". Abu Osama al Masri es un devoto religioso egipcio de poco más de 40 años, graduado en Teología en la Universidad al Azhar del Cairo y estuvo presente en el discurso del presidente Obama en esa casa de estudios en el año 2009.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora