En el sureste de la ciudad, en un terreno del barrio Taranto, a un par de cuadras del basurero municipal, vive una familia en una vivienda muy precaria, sin agua ni baño. La madre es una joven de 30 años y su esposo trabaja como changarín. Este matrimonio tiene un pequeño niño de tres años que desde que nació sufre problemas respiratorios graves.
Gabriela Tarraga es perito auxiliar en Criminología, pero por falta de oportunidades laborales se desempeña como maestra de apoyo en una escuela para familias, un programa que depende de la Municipalidad de Orán por lo que recibe un sueldo de $700 mensuales.
Hugo Albando es medio oficial albañil, pero hace más de un mes que está desempleado y solo consigue hacer algunas changas. Es decir, depende de la suerte para conseguir un trabajo que le proporcione ingresos para mantener a su familia.
En el terreno donde habitan se instalaron por recomendación de un familiar que les contó que son lotes fiscales. Al no tener donde vivir decidieron levantar un ranchito allí para tener un techo propio.
Sus vecinos, porque también hay otras familias en la zona, fueron solidarios y los ayudaron. "No tenemos alumbrado público ni baño ni agua", remarcó Gabriela, quien además, con gran preocupación, contó que como viven en la última cuadra del paupérrimo barrio, la gente y hasta algunos comerciantes tiran la basura a metros de su vivienda, formando decenas de microbasurales a pocas cuadras del vertedero a cielo abierto que tiene la ciudad de Orán.
"He presentado notas a la Municipalidad, denunciando la gran cantidad de basura existente frente a mi casa, los animales muertos, todo es tóxico para mi pequeño Nehuén, pero no hay repuestas de nadie", dijo la mujer visiblemente compungida por la situación que atraviesa su pequeño hijo.
Una nene de frágil salud
Nehuén tiene tres años y es alérgico a la lactosa. Según los médicos, tiene hiperactividad bronquial, lo que le produce una discapacidad del 80% para realizar tareas sin medicación.
Estos problemas respiratorios son a consecuencia del humo proveniente de la quema de todo tipo de residuos, que se realiza a diario en aquel lugar, según le diagnosticaron.
Los Albando conviven con toda clase de residuos y privaciones. En ese ambiente hostil, varias familias están expuestas a la contaminación. Hace años que los vecinos exigen una solución rápida que evite mayores males a la población, pero nunca obtuvieron respuestas de la comuna.
A pesar de ser un baldío donde solo está permitido el depósito de escombros, se arrojan todo tipo de elementos. Incluso hay jeringas, guantes quirúrgicos, gasas, algodones y hasta piezas dentales, seguramente desechos de algún sanatorio o consultorios privados, que son arrojados impunemente en un baldío por los responsables de darles destino final de manera segura.
Luego, todos estos residuos son incinerados a cielo abierto y los pobladores inhalan permanentemente el humo que genera la combustión.
Graves crisis respiratorias
"En invierno hemos trasladado a pie a Nehuén de urgencia en varias oportunidades hasta el hospital San Vicente de Paúl, para que le hagan rescate, porque se le habían tapado los bronquios y no podía respirar. El médico nos aseguró que es a causa del humo", dijo Gabriela.
Algunos vecinos, ante la falta de respuestas por parte del municipio, optaron por malvender sus propiedades y emigraron a otras zonas porque, según los lugareños, ya no tenían esperanzas de que la situación se solucionara.
"Solo basta con observar a los perros para darse cuenta de que la infección está en todos lados. No hay ni un solo animal que conserve su pelaje normal, casi todos se están quedando pelados a causa de la sarna y lo peor es que los niños están en permanente contacto con ellos y también tienen ronchas en distintas partes del cuerpo", explicaron los vecinos.
"El olor nauseabundo, demás está decir, es insoportable, sobre todo en verano, a lo que se suma la proliferación de moscas, mosquitos, ratas y arañas que ingresan a las viviendas porque no son seguras", concluyó Gabriela.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


paola marianela erazu
paola marianela erazu · Hace 3 meses

esta muy buena la noticia sobre todo el policia que permanentemente esta en los barrios de la comunitaria sgto gimenez .--felicidades por la labor realizada


Se está leyendo ahora