Un mega operativo policial se llevó a cabo el lunes por la noche en Rosario de Lerma. Actuaron 120 efectivos de las divisiones de Infantería, el grupo táctico Gopar, el 911 y las comisarías locales de San Jorge y la número 14 de la zona centro de esa ciudad. El despliegue tuvo como disparador el enfrentamiento entre dos violentos bandos de esa zona hace dos semanas atrás, donde una policía quedó en grave estado. Como resultado del operativo hay 32 personas mayores detenidas y, según la Policía, hay nueve pedidos de detenciones más. Entre los detenidos se encuentran cuatro mujeres de Cerrillos, quienes integrarían las peligrosas patotas.
Se trata de hechos violentos, robos, ataques en la vía pública y hasta intentos de homicidios que se vienen sucediendo desde hace varios meses en ese humilde sector barrial de la ciudad. Tras el operativo no se salvó nadie, ni el presidente del centro vecinal, Osvaldo Romano, los hermanos Liendro y varios integrantes más de las pandillas Los Pibitos y Los Encapuchados.
Fueron 35 órdenes de allanamientos y hasta ayer había 32 detenidos.
En las próximas horas la policía espera detener a 9 sujetos más con las nuevas instrucciones del juez de Garantías 4.
A los vinculados en estos hechos delictivos se les imputa tentativa de homicidio, lesiones en riña, amenazas, coacción agravada, tenencia ilegal de armas y estupefacientes, entre otros cargos. Los vecinos del barrio, conmocionados por el operativo, indicaron a El Tribuno su beneplácito por el accionar de la Policía en procura de calmar a los violentos pero les quedó el interrogante: ¿volverá la calma si son liberados en las próximas horas?

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...