La directora del Estudio Bein y Asociados, Marina Dal Poggetto, estimó hoy que el gobierno podrá cumplir con la pauta de déficit del 4,8% del PIB, aunque consideró que deberá "revisar los pronósticos" para los dos años siguientes y estimó que la inflación anual estará cerca del 40%, a pesar de una desaceleración en la segunda mitad del año.
Dal Poggetto consideró que "en mayo calculamos cerca de 3,9% de suba de precios, lo que lleva a una inflación interanual del 44% interanual, entre el arrastre de la suba de tarifas y los aumentos de naftas y cigarrillos". En una entrevista con NA, la economista proyectó que la inflación "va a descender en octubre al 1,5 y 2 por ciento". "Si lo comparamos con la inflación de octubre pasado claramente no vamos a estar mejor, pero sí respecto del shock de precios de la primera etapa del año", consideró.
Explicó que "con el dólar tranquilo o cayendo, y con ingreso de capitales, tanto por el lado de la soja y para aprovechar la tasa de interés, y si no hay nuevos aumentos tarifarios, es probable que la segunda mitad del año haya una desaceleración importante de la inflación". "Sería probable que a fin de año la inflación termine en 1,5 ó 1,8 por ciento mensual, aunque con una suba total del 40 por ciento en el año", indicó la economista.
Estimó que pese a los mayores gastos por el pago a jubilados el gobierno va a "poder cumplir la meta fiscal para el año" de un 4,8% al sostener que se compensará con los resultados del blanqueo de capitales ese mayor gasto. No obstante, consideró que como el blanqueo "es un financiamiento transitorio y estará ausente el próximo año, por el pago a jubilados seguramente se comprometerán las metas fiscales de largo plazo proyectadas y es probable que haga falta una reconsideración para los próximos dos años".
Al referirse al nivel de actividad Dal Poggetto dijo que "tendremos una mejora en la actividad a partir de agosto, pero respecto de este año, porque si miramos el año año pasado, en la comparación vamos a estar peor". Especuló que esa mejora se dará porque mejorara el poder de compra de los salarios, se incrementará la obra pública, porque habrá baja de tasas y hay incentivos al financiamiento de las pymes, porque seguirán entrando inversiones y se facilitará el acceso al crédito.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora