Las expectativas de los hinchas de River por la final del Mundial de Clubes enloquecieron a muchos fanáticos que no esperaban la goleada por 3 a 0 que el Barcelona le propinó en Japón. En la localidad bonaerense de Florencio Varela, un joven de 25 años apareció muerto en el cruce de Islas Orcadas del Sur y Tigre. De acuerdo a fuentes policiales, la víctima fue asesinada a golpes en la cabeza por un amigo tras una fuerte discusión sobre el partido.
Las autoridades de la Comisaría 3ª de Florencio Varela precisaron que recibieron un llamado al Sistema de Emergencia 911 en el que un anónimo informó sobre la aparición del cuerpo en la vía pública. Además, revelaron que el atacante también de 25 años estaba ebrio cuando desnucó a su amigo, producto de los golpes fatales que le aplicó en la cabeza.
El agresor fue finalmente detenido por el homicidio de su amigo Oscar Alejandro Ielli. En la causa, intervino el fiscal de turno de la Unidad Funcional Nº 5 de Florencio Varela, dependiente del departamento judicial de Quilmes.
La derrota de River dejó los ánimos caldeados entre algunos. Hasta el propio Lionel Messi lo sufrió en carne propia. Fue silbado, insultado y escupido por hinchas de River que lo encontraron en el aeropuerto luego de la victoria que logró el Barcelona.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Julio Baloteli
Julio Baloteli · Hace 11 meses

RIBER DATE CUENTA NO SON NADA, NO ESTAN A LA ALTURA EN CIRCUNSTANCIAS IMPORTANTES. CLASIFICARON GRACIAS A UN BOLUDO QUE TIRO GAS PIMIENTA

gio vergara
gio vergara · Hace 11 meses

Me pregunto, qué esperaban las gallinas? que iban a ganar con la murga esa que tienen??? jajaja deberían salir a festejar que sólo le hicieron tres manga de muertos!!!!!!

Álvaro Figueroa
Álvaro Figueroa · Hace 11 meses

Es increíble, que los seguidores del club Río de la Plata (acostumbrado a jugar finales continuamente y a ganarlas), tengan estas actitudes destempladas (ya sea la reacción en contra de Messi, en el aeropuerto, o el homicidio que da cuenta la nota). A lo mejor son los mismos, que asolaron el barrio de Nuñez, cuando descendieron a primera B.


Se está leyendo ahora