El paro docente convocado a nivel nacional por Ctera (Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina) tuvo un acatamiento "dispar" en Salta según docentes y directivos que fueron consultados por El Tribuno.
Cada establecimiento tuvo su propio porcentaje aunque, en general, no hubo un alto nivel de adhesión y la jornada se vivió casi como un día normal. A nivel local habían convocado a la medida de protesta la ADP (Asociación Docente Provincial) y Sadop (Sindicato Argentino de Docentes Privados)
Los gremios habían llamado a un paro para reclamar soluciones para conflictos salariales y sindicales en las provincias de Santa Cruz, Córdoba, La Rioja, Catamarca, San Luis y San Juan.
También reclamaban por la falta de respuestas políticas y judiciales al crimen del profesor Carlos Fuentealba, que murió durante una protesta por aumento salarial, en Neuquén, en 2007. A nivel local, además, la ADP pedía por el envió de fondos de Nación para la educación.
Muchos docentes argumentaban ayer que faltó información y que eso incidió en el impacto de la protesta.
Algunos educadores plantearon que pensaron que el paro se realizaba porque el porcentaje del 25 por ciento de aumento obtenido por la intergremial docente en las últimas negociaciones salariales con el Gobierno provincial no conformó a la mayoría.
"Hubo poca información en Salta, por eso los docentes decidieron venir a trabajar. Si no, se pierde un día y el presentismo. Eso es plata", dijo la directora de la escuela número 4030 "Dr. Mariano Moreno", Leticia Cardozo.
La directiva contó que, en su escuela, solo cinco docentes adhirieron al paro, lo que representa un 10 por ciento del plantel profesional.
Una de las escuelas donde se sintió la medida de fuerza fue la "IV Centenario de la Fundación de Salta", ya que allí el 70 por ciento de los trabajadores se plegó a la huelga.

Presentismo

En la escuela 4033 "República Argentina", de barrio Casino, también pararon pocos docentes. La vicedirectora, Viviana Mónica Rosales, dijo que los descuentos salariales por los paros del año pasado incidieron significativamente.
En la escuela 4047 "María Eva Duarte de Perón" solo una maestra, sobre un total de 59, se adhirió al paro.
En las instituciones educativas del centro de la ciudad los porcentajes de adhesión fueron los más bajos. Mientras la escuela Roca presentaba un 21 por ciento de aulas vacías, en la Urquiza y la Gemes la actividad era casi normal.
El día anterior la secretaria general de ADP, Patricia Argañaraz, había considerado que el paro tendría un impacto significativo.
"La adhesión será importante a pesar de las amenazas del ministro (de Educación, Roberto Dib Ashur)", salió a decir Argañaraz.
Sin embargo, muchos docentes manifestaron que temían por los descuentos, dado que algunos siguen afrontando las rebajas que les realizaron por las jornadas de paro que hicieron en 2015.
Para tener una idea del monto que se puede perder por el día de paro se debe tener en cuenta que el concepto de "presentismo" implica 750 pesos en un salario docente que apenas supera los 8 mil pesos.
La adhesión fue dispar en las diferentes provincias. Santa Fe, Río Negro, Neuquén, Tucumán, Jujuy y Mendoza estuvieron entre las que más acatamiento tuvieron a la medida de protesta.

Adhesión del 27 por ciento, según fuentes oficiales

Desde el Gobierno de la Provincia estimaron ayer que la adhesión al paro nacional convocado por Ctera (Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina) tuvo una adhesión que promedió el 27 por ciento en Salta capital y 35 por ciento en el interior de la provincia.
El secretario administrativo del Ministerio de Educación de la Provincia, Alejandro Gaudelli, habló con los medios de comunicación con respecto a la medida de fuerza.
alejandro gaudelli.jpg
Alejandro Gaudelli, secretario administrativo del Ministerio de Educación de Salta. Lucas Alascio
Alejandro Gaudelli, secretario administrativo del Ministerio de Educación de Salta. Lucas Alascio
El funcionario explicó que se realizó un relevamiento sobre el acatamiento en las escuelas, tanto en el turno de la mañana como en el de la tarde, para tener conocimiento del impacto de la medida.
El ministro de Educación de la Provincia, Roberto Dib Ashur, había salido a advertir a los docentes que se les descontaría el día a los que decidieran plegarse a la huelga.

Situación salarial

Los docentes arreglaron con el Gobierno de la Provincia un 25 por ciento de aumento escalonado para el primer semestre del año en febrero.
El acuerdo implicaba una suba del 14 por ciento desde febrero; un 18 por ciento desde abril y, finalmente, la suba llegaría al 25 por ciento con el salario de junio.
Los gremios de la educación aceptaron el incremento con la promesa de que la discusión se reabrirá en junio.
La negociación se cerró entre el jefe de gabinete Carlos Parodi y los delegados de ADP (Asociación Docente Provincial), AMET (Asociación del Magisterio de Enseñanza Técnica), UDA (Unión Docentes Argentinos), Sadop (Sindicato Argentino de Docentes Privados) y UPCN (Unión Personal Civil de la Nación)
El arreglo incluyó un aumento en las asignaciones familiares, que pasaron de 675 a 760 pesos.
La semana pasada, tras adherir al paro convocado por Ctera, la titular de ADP, Patricia Argañaraz, manifestó que el incremento quedó licuado. "El aumento puede quedar en nada, apenas nos alcanza para cubrir gastos, es todo caótico", sostuvo la docente.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia


JA JA
JA JA · Hace 7 meses

la negociacion se cerro entre parodi junto con sus complices. los delincuentes de los gremios. por favor que circo. y dib ashur amenaza con descontar. porque no mandas a tus hijos a una escuela publica. pedazo de basura.


Se está leyendo ahora