Dos jóvenes de 18 y 24 años de Colonia Santa Rosa debieron ser internados en el hospital San Vicente de Paul, de Orán, a raíz de serias heridas con armas punzantes que recibieron en dos hechos violentos. Lo que llamó la atención de la Policía es que hasta ayer ninguno había presentado una denuncia, por lo que la investigación de lo sucedido avanzaba a paso lento.
El primer episodio ocurrió en el asentamiento Nueva Esperanza, de Colonia Santa Rosa. El lunes poco antes del mediodía, un muchacho de 24 años debió ser asistido en su casa por una ambulancia a raíz de heridas con arma blanca sobre el costado izquierdo a la altura del abdomen.
Según su pareja, de 36 años, habría mantenido una fuerte discusión con un vecino -no explicó el motivo de la pelea- que en pocos minutos terminó en una violenta agresión.
Según los médicos que lo atendieron en Orán, el joven estuvo en todo momento lúcido y el arma con la que lo habían agredido no tocó ningún órgano vital, por lo que su vida estaba fuera de peligro.
Al arribar al hospital, ni el joven ni su pareja hicieron una denuncia policial, por lo que hasta ayer los efectivos de Colonia Santa Rosa no podían actuar, explicaron fuentes cercanas a la fuerza.

Entre amigos

El episodio más grave ocurrido en Colonia Santa Rosa: un muchacho de 18 años fue encontrado tirado en una de las calles de Misión Evangélica Bautista, con una profunda y severa herida en el abdomen.
Según declaró la pareja del muchacho, una chica de 23 años, vio al joven tendido en una calle, malherido y sin saber por qué.
Tras pedir ayuda a la Subcomisaría de Palmeras, una patrulla llegó al lugar y luego una ambulancia que trasladó al herido hasta el hospital San Vicente de Paul, en Orán.
El muchacho ingresó a la guardia inconsciente y debido a la gravedad de su cuadro, tras brindarle las primeras atenciones, los médicos dispusieron que quedara internado en la terapia intensiva.
El comisario Sergio Cortez, jefe de la dependencia en Palmeras, explicó que, de acuerdo a las primeras averiguaciones que hicieron efectivos de la Brigada de Investigaciones, el muchacho habría estado tomando bebidas alcohólicas con un amigo de 19 años, ayer en la tarde. No se sabe si participaban más muchachos en esa reunión.
Después de un rato, cerca de las 18, los dos amigos habrían tenido un fuerte altercado y sin controlar sus ánimos se trenzaron en una pelea que terminó cuando uno de ellos le asestó una puñalada al otro que quedó tendido en la vía pública de la Misión Evangélica Bautista.
Tras dar aviso a la Policía y pedir asistencia médica, el herido fue llevado al hospital de Orán. Poco después una patrulla detuvo al muchacho de 19 años que sería el agresor.
.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora