Familiares y amigos de José María García (22), el hincha de San Lorenzo que quedó cruadripléjico tras ser salvajemente atacado el 29 de enero de 2014 a la salida de un partido de fútbol (River vs. San Lorenzo), lograron reunir 2.000 firmas en un petitorio para que la causa penal se agilice y la civil no prescriba. "Gracias a Dios la causa civil no prescribe porque nuestra abogada, Luciana Andolfi, presentó papeles a tiempo en el Juzgado Civil 9 para la apertura de una nueva causa civil que comienza desde cero. Antes estaban la civil y la penal juntas", manifestó Manuel García, hermano de la víctima.
El joven informó que un total de 2.000 firmas fueron recabadas en la capital salteña y la provincia de Buenos Aires. "La subcomisión del hincha de San Lorenzo vendrá en marzo a entrevistarse con la fiscal", sostuvo. "Me siento más tranquilo. Todo esto me da más esperanza para salir adelante. Quiero que el juicio se haga este año. Necesito Justicia para mi hermano", añadió. José María permanece en el instituto Fleni de Buenos Aires, especializado en neurología, atravesando la última fase de una parte del tratamiento. Regresará a la capital salteña a mediados de marzo.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora