Leonardo Marino y Mariano Canepare se fueron de viaje hace dos meses. El 21 de octubre fue la última comunicación que tuvieron con su familia. Por eso la preocupación, la desesperada búsqueda por cielo y tierra y el inicio de una causa por averiguación de paradero.
Los jóvenes estaban viajando hace dos meses por Latinoamérica. El 14 de octubre partieron hacia Bolivia, después de visitar Machu Picchu.
De forma diaria, relataban su viaje con fotos y anécdotas en las redes sociales. Cada sitio, cada acontecimiento que protagonizaban era informado, por eso fue llamativo cuando aquel viernes de octubre se perdió el contacto con los dos chicos.
Las redes sociales
Así, su familia se iba enterando de lo que hacían además de las llamadas telefónicas que tenían. Pero el 21 de octubre, los jóvenes dejaron de publicar y atender el teléfono. Por eso, familiares y amigos los buscan.
El último contacto fue cuando llegaron a la ciudad de La Paz. Se sabe que recorrieron las zonas turísticas y que tenían un trabajo para empezar al día siguiente.
La familia se puso en contacto con la Dirección General de Migraciones, la Delegación de Migraciones de Jujuy y la DDI de Trenque Lauquen. El consulado argentino de La Paz ya fue notificado para aportar información de los mochileros.
Hasta ayer, nada se sabía sobre el paradero de estos jóvenes que, como tantos otros, deciden recorrer territorio latinoamericano con el sabor especial de la vida del mochilero.
En estos casos, las redes sociales juegan un rol extraordinario ya que ante cualquier novedad los chicos pueden hacerla saber en el mismo momento a sus familiares y amigos. Mientras, las investigaciones siguen en distintos frentes.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora