Efectivos policiales salvaron la vida de una beba que nació prematura y sin signos vitales. El hecho se registró ayer en el interior del baño de una precaria vivienda de la zona norte de la ciudad de Salta.
Fuentes policiales informaron que un móvil de la Dirección de Seguridad Urbana se dirigió de urgencia al barrio 17 de Octubre, en la zona norte de la capital, tras recibir un llamado al Sistema de Emergencias 911, sobre una chica de 18 años que había tenido un aborto espontáneo.
Al arribar a la precaria vivienda, y con la autorización de la propietaria, los policías encontraron a la joven descompensada en el interior del baño, y a su lado, su pequeña hija recién nacida, envuelta en unas toallas.
Dos de los uniformados asistieron a la joven madre, mientras que el sargento Hugo Morato hizo lo propio con la beba, que aún tenía el cordón umbilical y no presentaba signos vitales.El efectivo no dudó en practicarle a la pequeña las maniobras de reanimación cardiopulmonar (RCP), que permitieron que respirara.

Mientras tanto el chofer del móvil interceptó la ambulancia para guiarla hasta la casa, por ser un lugar de difícil acceso.

La joven madre y la beba fueron trasladadas de urgencia al Hospital Materno Infantil, donde los profesionales de la salud continuaron con la atención de ambas, que quedaron internadas.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Franco Cardozo
Franco Cardozo · Hace 1 mes

Hay pocos policía buenos.

luis lescano
luis lescano · Hace 1 mes

HAY MUCHOS POLICIAS BUENOS PERSONAS!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!


Se está leyendo ahora