Dicen que los números son el lenguaje con que Dios escribió el mundo. También que cada cifra encierra un significado y un propósito que nos ayudaría conocer para diversos fines. La numerología no es una disciplina nueva. Según la tradición uno de sus primeros exponentes fue Pitágoras, quien en el 530 a. C. desarrolló un método para comprender la relación entre los planetas y los números.
La terapeuta holística, numeróloga y angelóloga Marcela López (34) define que la numerología es una ciencia esotérica basada en la interpretación de los números y sus significados simbólicos. Añade que como en la astrología, la numerología apunta a adquirir un mejor conocimiento del individuo, de su relación con el mundo, con sus semejantes y con el universo. "Tiene la facultad de remover muchos obstáculos de nuestro camino, lo que nos permite sacar el máximo provecho de su potencial. Se trata de una herramienta de autoayuda, de la interpretación de una vida a través de la comprensión de los números. A través de ella se puede aprender a apreciar el desafío de nuestro nombre y sacar el máximo provecho de su influencia. La numerología nos da el poder de minimizar nuestro viejo karma y de sacar el máximo provecho de nuestras oportunidades actuales", define.
¿En qué se basan los estudios de la numerología?
La numerología tradicional se basa en la interpretación de números fundamentales extraídos de la fecha de nacimiento y de las letras que componen el nombre y el apellido de cada persona. A cada letra corresponde una cifra de manera que el nombre y el apellido pueden traducirse en números. El nombre y el apellido se tendrán en consideración para el estudio de la personalidad propiamente dicha. Los elementos de la fecha de nacimiento informan, por el contrario, sobre las diferentes etapas de la vida por las que una persona debe pasar. Cada número tiene un contenido positivo y negativo a la vez. Por ejemplo, si bien todos los números que corresponden a una persona le son impuestos por su nombre, su fecha de nacimiento y su estado civil, es a la persona a quien le corresponde vivirlos de una manera positiva o negativa. Los números proponen y la persona puede decidir en consecuencia con toda libertad.
Para muchos el año que termina fue "letal". ¿Cómo analizás el 2016 en retrospectiva de acuerdo con lo que había predeterminado la numerología?
Se caracterizó por ser un año muy kármico, por lo que recibimos el karma de todo lo bueno y lo malo que hubiéramos hecho. De acuerdo con la numerología fue un año 9 y esto nos puso en un tiempo de apertura, reflexión y toma de conciencia sobre nuestros actos y manera de pensar. El 9 representó el final de un ciclo, por lo que fue un año para la finalización, el descanso y el perdón. En 2016 vimos más rupturas amorosas entre las celebridades porque predominó el cortar con lo viejo y darle la bienvenida a lo nuevo.
Fue un año muy difícil para la generalidad de las personas ¿no?
Sí, cada persona se encontró cara a cara con su destino; pero, a la vez, nos dio la oportunidad de cerrar ciclos, como así también de llevar los proyectos a buen término, sacarnos de encima lo que no queremos cargar y prepararnos para una nueva etapa. Nos marcó un año de emociones a flor de piel, fue ideal para desarrollar la espiritualidad y el amor al prójimo. Todo lo que a primera vista pareció pérdida en realidad solo nos fue despejando el camino para un nuevo comienzo.
¿Y qué energía vibratoria traerá el 2017?
El año próximo es 1: el dominio de la individualidad y su energía de impulso hacia la acción. Representa la fuerza vital, el liderazgo, el ego, la iniciativa, así como la exaltación de la seguridad personal, la originalidad, la determinación, la toma de decisiones y la energía de vida. Es la base de los siguientes nueve años, por lo que sirve para sembrar aquello que se quiera disfrutar y cosechar luego. El tener objetivos claros y definidos este año es parte clave del éxito de esta nuevo ciclo numerológico que se inicia.
¿A qué convida el 2017?
A crear cosas nuevas. Se acaban las restricciones que nos inmovilizaron y frustraron el año pasado. Volveremos a sentirnos motivados y animados, como si nos pusieran pilas nuevas. Es uno de los períodos más afortunados del ciclo, ya que se presentarán muchas oportunidades para plantar las bases que sostendrán la construcción del futuro. Es un año que da la bienvenida a todo lo nuevo. Nuevas personas llegarán en este período: algunas servirán para impulsarnos y otras se convertirán en una entrañable amistad que durará por muchos años.
Entonces, hay que esperar y trabajar por un año positivo...
El año 1 es muy positivo, ya que es la fuerza maestra iniciadora de todo bien en el universo. La vibración de este 2017 nos impulsará a buscar el progreso y el liderazgo y a demostrar que ya estamos listos para volar con nuestras alas. Este año tiene que ver con reconocimiento, aplausos, logros, poder personal y fortaleza de carácter. El universo nos enseñará a reconocer nuestro valor, por ello será el momento de enfrentar la batalla y luchar comprometidamente para alcanzar la individualidad e independencia. Este año es para abrir brechas, caminos, ser diferente y manifestar finalmente lo que no has hecho por falta de valor para enfrentarlo. Ideal para comenzar una carrera, mudarse, abrir un negocio y todo lo que implique un inicio.
¿El año próximo será bueno para la Argentina?
En el exterior se la va a ver en crecimiento, se van a ver figuras importantes de la Argentina destacándose y eso va a repercutir en el orgullo del pueblo. Vamos a seguir sufriendo grandes transformaciones. Va a haber mucha gente que renacerá de situaciones. Se van a abrir muchísimo los créditos y la gente va a empezar a mirar un futuro en ese plano. De esa manera, vamos a estar mejor. Se recomienda no pelear entre nosotros, porque eso hace que estemos desbalanceados y que lo bueno que se pueda vivir no se viva. El 2017 será una especie de respiro a todos los vaivenes y transformaciones que venimos experimentando sucesivamente.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...