En la segunda mitad del 2014 estuvo marcada la denuncia de acomodo - corrupción en la selección de postulantes a cubrir cargos de magistrados por parte del Consejo de la Magistratura de la Provincia. Este acomodo - corrupción se veía facilitado por el viejo reglamento de dicha institución que propiciaba la discrecionalidad de los consejeros y por ende el acomodo de amigos, familiares, allegados de quienes detentaban poder ya sea en el Colegio de Gobierno del Ministerio Público, en la Corte de Justicia de Salta, en la Legislatura Provincial o en el Poder Ejecutivo. Esta denuncia de falta de transparencia, y por ende de extrema opacidad en la elección de magistrados de la Provincia fue avalada por importantes organizaciones de la sociedad civil de trascendencia nacional como ACIJ- Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia-, Poder Ciudadano, FEIM y otras.
El descrédito que alcanzó el Consejo de la Magistratura local fue tal que a la jura de la renovación de sus 9 miembros en abril de 2015 no acudió a tomar el juramento el hasta entonces presidente del mismo Dr. Guillermo Félix Díaz ni estuvo presente el Dr. Pablo López Viñals, representante al Consejo por el Ministerio Público de Salta, seguramente temieron con fundamento abucheos de parte de la concurrencia por el desprestigio que provocaron en una institución fundamental para la democracia real.
A poco de andar el nuevo Consejo sancionó un nuevo reglamento que contempló algunas de las reformas reclamadas por las ONG que defendieron la transparencia en la selección de postulantes, entre otras se estableció: 1) derecho a la más amplia difusión de la convocatoria con publicación por 3 días en un diario de circulación de la Provincia y mediante afiches, anuncios, con colaboración de las universidades locales, 2) evaluación escrita con clave alfanumérica, 3) filmación con resguardo de las entrevistas personales, 4) un preciso cronograma que contiene entre otros ítems: enunciado temático, lugar de la entrevista psicológica, resolución de la admisibilidad de los postulantes, oposición, resolución del puntaje de antecedentes, impugnación, entrevista escrita, entrevista oral, estableciendo el reglamento en su artículo 38 que esta no podrá tener más de 25 puntos.
Todo tendiente según el mismo reglamento- a asegurar la publicidad de todo el procedimiento, la transparencia de su funcionamiento, garantizando un sistema objetivo de selección de postulantes que permita la igualdad de posibilidades con control ciudadano.
Pero es evidente que estas reformas al reglamento el nuevo Consejo las hizo por presión y no por convencimiento y que el acomodo corrupción sigue campeando a sus anchas dentro los procesos de selección de funcionarios en el Ministerio Público como lo veremos a continuación.
La defensora general
A los tres meses de haber asumido como Defensora General la Dra. María Inés Diez nombró a gente amiga creando para tal finalidad altos cargos como: Coordinador General de Política Institucional con remuneración equivalente a Secretario relator; Coordinador Contable, Coordinador de Gabinete Técnico, Director de Estadísticas, estos tres últimos con remuneración de secretario de segunda instancia, lo hizo por la resolución de Defensoría General N§ 209 de abril de 2014 concordante con la resolución del Colegio de Gobierno del 25 de agosto de 2014 que lleva las firmas de los Dres. Pablo López Viñals, Mirta Lapad y María Inés Diez, que fuera publicada en el boletín oficial el 27 de agosto.
Desde abril de 2014 que dichos allegados a la Dra. María Inés Diez ocuparon dichos cargos sin concurso previo alguno conforme lo manda la Constitución provincial en su artículo 166 inciso h; y es así que llegamos al presente mes de enero de 2016 en que la Defensora General comienza recién a llamar a concurso público de dichos cargos con la sola finalidad de "regularizar" los ilegales nombramientos y la ilegal ocupación de cargos por parte de sus allegados amigos.
La oordinadora general de Política Institucional (Lic. Gabriela Grimoldi), al igual que la coordinadora contable (contadora Karen Dagum) y la coordinadora de Gabinete Técnico (Lic. Paula Rodríguez) son profesionales que se desempeñaban junto a la Dra. María Inés Diez en el Ministerio de Justicia y cuando es nombrada Defensora General crea estos cargos para traerlas a la Defensa Pública con ella.
Por resolución N§ 13908/15 publicada en el boletín oficial el día 7 de enero del corriendo año 2016- aprovechando el receso judicial- el Colegio de Gobierno llama a concurso público para cubrir el cargo de coordinador general de Política Institucional, pero es el caso que dicha resolución se retrotrae a todos los avances logrados en materia de selección de magistrados y funcionarios y va en contra de toda publicidad del procedimiento, en contra de la transparencia del mismo y no garantiza un sistema objetivo de selección de postulantes que permita la igualdad de posibilidades. Es más establece "una entrevista a la que se le asignará hasta un 60% del puntaje" con lo cual garantiza la más amplia discrecionalidad con la finalidad de confirmar en el cargo a quien viene desempeñándolo de manera ilegal e inconstitucional hace más de año y medio a la fecha.
Dispone igualmente dicha resolución que la comisión evaluadora que intervendrá en este procedimiento de concurso estará integrada por la Dra. María Inés Diez y también por quien desempeña ilegalmente el cargo de coordinadora de gabinete de Consultores Técnicos, a la sazón compañera de trabajo diario desde hace años de quien ocupa el cargo que se concursa.
Transparencia opaca
No existe para este concurso cronograma alguno ni examen escrito.
La Dra. María Inés Diez, quien como representante del Ministerio Público ante el Consejo de la Magistratura refrendó el actual reglamento de dicha institución, no juzga que debe aplicar a los concursos de la Defensoría General iguales criterios de publicidad y transparencia y realiza concursos sumamente opacos y nada transparentes. No pudiendo existir una regresividad en los derechos conquistados en materia de selección de postulantes a cubrir cargos en el Poder Judicial o Ministerio Público.
Con esta ilegal forma de proceder en la función se viola el derecho constitucional a la carrera administrativa de los profesionales integrantes del escalafón "profesionales y técnicos" del Ministerio Público, quienes por otra parte vienen reclamando desde 2014- sin ser escuchado en absoluto por las autoridades del Ministerio Público- por los indebidos descuentos que se les practican en sus haberes mensuales remunerativos por el uso de licencias reglamentarias tales como la feria judicial o el descanso compensatorio por haber trabajado durante la feria. Reclamo no escuchado y en consecuencia no restituidos hasta la fecha los descuentos indebidamente practicados vulnerándose de este modo el derecho constitucional a una justa retribución.
Mientras se dice que el Gran Bourg no transfiere dinero, se siguen creando cargos con altas remuneraciones y se coloca en ellos a allegados, amigos y familiares, y a los profesionales del Ministerio Público se les practican descuentos en sus haberes mensuales remunerativos desde hace dos años sin escuchar sus reclamos.
Estos altos cargos creados difícilmente produzcan beneficios para la gente carente de recursos que acude a ser defendida por la Defensa Pública Civil o a quienes recurren a la Defensa Pública Penal.
El mensaje de Francisco
Sería bueno recordarle a quien ejerce la jefatura de la Defensa Pública habiendo sido nombrada por el Sr. gobernador Dr. Juan Manuel Urtubey, que el mismo se ha manifestado favorable a la política del nuevo gobierno nacional, siendo uno de los ejes de dicho gobierno nacional terminar con la escandalosa corrupción, nada parece más lejos de ello que la situación descripta en este artículo. El acomodo es corrupción y la corrupción ha merecido del papa Francisco las siguientes palabras de condena: "La corrupción es más que un pecado, es elevado a sistema, se convierte en un hábito mental, en un modo de vida... el corrupto pasa la vida buscando los caminos más cortos que le da el oportunismo, a costa incluso de la propia dignidad y la de los demás... Pecadores sí, corruptos no" (del libro entrevista "El nombre de Dios es misericordia" de Ed. Piemme).

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora