Antes de las elecciones del 25 de octubre, el valor del dólar blue superaba los $16 y hasta ese momento la tendencia era a la suba; hoy, después de tres semanas, observamos con una cierta tranquilidad que el precio hasta ahora se mantiene en valores que no superan los 16 pesos, y la brecha de cotización con el dólar oficial se acerca al 50%.
Hablar solo de devaluar no resuelve los problemas de fondo de nuestra macroeconomía; esto será uno de los ajustes que se deberán hacer, pero como ahora nos ha sorprendido que la cotización del dólar blue baje, es necesario explicar el porqué, ya que estamos acostumbrados a que todos los precios suban.
Existen varias causas que pueden explicar esta tranquilidad aparente que se transformó en la baja de cotización de valor blue de la divisa estadounidense.
Quizá la más importante se produjo cuando los referentes del equipo económico del macrismo anunciaron que habrá un solo tipo de cotización del dólar, que su valor estará entre los 13 a 14 pesos y que los ajustes se harán en forma de shock.
Desde el sciolismo se escuchó decir también que se buscará un tipo de cambio que sea competitivo, descartando de alguna manera una brusca devaluación para hacerla en forma gradual.
Otra de las causas es la cantidad de dólares que la AFIP autoriza a comprar a los pequeños inversores (dólar ahorro) para evitar que la cotización de esta moneda crezca en el mercado paralelo o blue.
También los títulos públicos emitidos por nuestro país que se cotizan en dólares, no dejan de ser una oferta tentadora para los inversores.
El aumento de las tasas de interés para plazos fijos tiene por objeto evitar que los ahorros en pesos busquen invertir en otras monedas y se mantengan en pesos argentinos.
Todas estas medidas pretenden evitar una corrida de los poseedores de moneda nacional que buscan desprenderse de estas y comprar moneda extranjera para preservar el valor de sus ahorros.
Otra de las razones que podemos citar son las importaciones, que operan a través del llamado "comexblue" que son las compras que se hacen en los países limítrofes (Chile y Bolivia) sin pagar ningún tipo de impuestos y que actualmente tienen problemas para ingresar al país, razón que explica la disminución de ventas en ferias como La Salada o La Saladita, y que al vender menos compran menos dólares blue para pagarlas.
También es de destacar la predisposición hacia la baja en la cotización del dólar billete de los vendedores y especuladores que lo comercializan ya sea comprando a los que adquieren el dólar ahorro para ganarle la diferencia de cotización y los que venden su ahorros en dólares para pagar deudas en moneda local
Esta predisposición hacia la baja de los operadores mayoristas de la divisa norteamericana no es casualidad ni fruto de la especulación. Con solo analizar la situación actual y la voluntad de los asesores económicos de los candidatos, se observa que la cotización de la moneda será única, terminando de alguna manera con la especulación.
Otra causa de la baja de cotización del dólar blue es la venta del dólar futuro, se hicieron emisiones que se conozca por montos superiores a los US$ 12.000 millones y es en este tipo de modalidad que quiero detenerme en el análisis.
Esta operatoria la realiza el Banco Central de la República Argentina y está denunciada ante la Justicia por diputados nacionales porque consideran que el directorio de este banco vendió dólares a futuro a un precio menor que el que podría haberse obtenido en el mercado, entendiendo que la ley obliga a venderlos a ese precio.
Los legisladores afirmaron ante la Justicia que el BCRA vendió dólares a futuro a $10,65, sabiendo que en el mercado de Nueva York el valor es de $14 o $15, poniendo en riesgo las cuestionadas reservas de este banco y violando su Carta Orgánica.
Este accionar del Banco Central de la República Argentina es técnicamente criticable porque deja cuantiosas deudas al nuevo gobierno y algunos analistas consideran que hasta puede haber un delito penal por los valores a futuro asignados a la divisa.
La pregunta: ¿A cuánto va estar el dólar?
Varios analistas que pronostican que después del 10 de diciembre la cotización del dólar dará un salto, estimando que $14 será un número acorde con las circunstancias.
Macri admitió que la unificación cambiaria es lo que se viene, afirmando "un tipo de cambio razonable sería debajo del blue, que expresa la no confianza en el gobierno"
Scioli aseguro que "si triunfa no hay que esperar ningún sobresalto" y que el cambio oficial "estará por debajo de $10 en enero sin ningún problema", pero no dijo qué pasara en febrero o marzo porque ese valor es muy difícil sostener en el tiempo.
Lo cierto es que cada candidato promete cambios uno de una sola vez y el otro en forma gradual. Para superar el atraso cambiario es necesario lograr un dólar competitivo, esto no solo se logra con devaluaciones sino con un paquete de medidas que garanticen en primer lugar que los porcentajes de devaluación no se trasladen a los precios y eso se consigue con disminución de las retenciones a la exportación, disminución de impuestos especialmente los distorsivos, incentivos a la producción especialmente las que generen trabajos genuinos, disminución de las tasas.
Lo cierto es que hoy los candidatos no conocen con exactitud las cifras ni la situación de las variables razón por la cual la cautela deberá ser la forma de comunicar a los votantes. Solo queda decidir entre continui dad o cambio o alternancia o no.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora