La Corte Suprema se declaró incompetente para entender en la demanda establecida por la vecina provincia por la zona del Salar de los Diablillos. Indicó que los límites entre ambas deben ser fijados por el Congreso de la Nación y rechazó la presentación de Catamarca.
La Corte Suprema de Justicia de la Nación resolvió que al Congreso de la Nación le corresponde dar una solución definitiva al conflicto de límites planteado por Catamarca contra la provincia de Salta por la zona del Salar de los Diablillos, al entender que como "órgano directo y genuino de la soberanía nacional" debe establecer los márgenes aún no fijados.
Al declararse incompetente ayer, el máximo tribunal rechazó el planteo de Catamarca sobre un supuesto avance salteño en la zona que según aduce le pertenece.
La Provincia de Salta, a través de la Fiscalía de Estado, sostuvo que no se trata de una mera cuestión de demarcación sino que los límites entre ambas provincias no fueron definitivamente determinados por el Congreso Nacional y que el planteo, por esa razón, escapa a la competencia originaria de la Corte Suprema.
La Corte resolvió en ese mismo sentido, ya que entiende que el Congreso tiene la atribución de establecer el límite entre Salta y Catamarca. Para la sentencia se tuvo en cuenta, además, lo dictaminado por la Procuradora General, quien había desestimado el alcance judicial del tema.
Fuente: Gobierno de Salta

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora