La comunidad de El Galpón comenzará a celebrar hoy la novena en honor a su patrono, San Francisco Solano.
Este año, el mes dedicado al santo se desarrolla de una manera muy especial debido a que el temblor del pasado 17 de octubre afectó al antiguo templo, que está siendo demolido para la construcción de uno nuevo.
Es por eso que las actividades se realizan en un patio lateral donde se montó un altar para el rezo de la novena.
“Esperamos cientos de fieles de localidades vecinas. Vamos a pedirle a nuestro santo que nos proteja como pueblo” Eduardo Pastrana, párroco
La imagen de San Francisco Solano viene recorriendo los barrios y el domingo pasado se realizó la tradicional peregrinación hacia finca La Misión. "Este año el lema de la festividad es: Padre Solano, ayúdanos a construir una iglesia fraterna y misericordiosa, dijo el padre Eduardo Pastrana.
El párroco invitó a los fieles a participar de la novena. "El Galpón es un pueblo de fe que está viviendo con mucha esperanza su fiesta patronal para reponerse de las secuelas del temblor del 17 de octubre", señaló.
Todos los días, las actividades se iniciarán a las 8 con el rezo del rosario de la aurora; a las 8 y a las 16 habrá novena en el hospital y desde hoy al domingo a las 10.30 habrá novena para los niños. Mientras que a las 12 y a las 14 habrá celebraciones en las escuelas primarias.
Pastrana informó que a las 16.30 y a las 18 se recibirán confesiones y a las 19 y 20.30 habrá misa y novena.

La procesión

Cada 24 de julio se realiza la procesión con la imagen de San Francisco Solano. Participan miles de fieles que llegan desde distintas localidades de Salta, particularmente del sur provincial y de otras provincias vecinas.
Según los datos históricos, cuando el sacerdote Solano estuvo por la zona de El Galpón, aún no existía el pueblo. Solo dos grupos bien diferenciados habitaban en la zona: La Villa española de Nueva Madrid de Las Juntas, fundada en 1952 y distante a 10 kilómetros de la localidad, y los habitantes primitivos pertenecientes a la gran nación Lule, con sus tribus mocovíes, tenocotés y vilelas.
La población de El Galpón se conformó con habitantes españoles que sobrevivieron a la destrucción de Esteco, la legendaria ciudad desaparecida por un terremoto ocurrido en 1692 y con los escasos habitantes lules que quedaron.
El templo de El Galpón data de 1859, cuando al crearse el curato de Metán se lo designa sede del mismo. En 1872, fue trasladado al actual emplazamiento, quedando como sede de viceparroquia.
En 1885, según consta en los libros de actas del municipio de Metán, culminaron las obras.
Francisco Sánchez Solano Jiménez nació en Córdoba (España) en 1549 y falleció en Perú en 1610. Fraile y sacerdote franciscano, misionó por el Perú donde residió por 20 años hasta su muerte, predicando el cristianismo a los aborígenes.
Fue canonizado en 1726 por Benedicto XIII y es llamado "El taumaturgo del Nuevo Mundo", por la cantidad de prodigios y milagros que se le atribuyen.
Centró a la Orden de San Francisco a los 20 años. En 1589 fue enviado como misioneros a Sudamérica y su destino fue Tucumán. Recorrió los territorios desde allí hasta las pampas, el Chaco paraguayo donde misionó por más de 14 años y Uruguay, pasó el Río de la Plata y evangelizó en Santa Fe y Córdoba.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia