El Gobierno intentará que las próximas paritarias no tengan en cuanta el arrastre inflacionario de este año, sino que se pauten de acuerdo a la evolución del costo de vida del 2017, que oficialmente se estima en un rango de entre 12 y 17%.

De esta manera, el Ejecutivo nacional intentará ponerle un techo a la discusión salarial que se iniciará en enero, aunque algunos gremios, como el caso de los bancarios, ya empezaron a debatir con los empresarios.

"Nos propusimos convalidar la negociación de un bono que permita cerrar el año 2016 con todas las diferencias saldadas sobre la composición de los ingresos", sostuvo el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, en declaraciones radiales.

Triaca sostuvo que el objetivo de entregar un bono de 2.000 pesos de mínimo, que no es obligatorio, es para que "no arrastremos la diferencia inflacionaria" y que por esa razón la pauta del 2017 será la que corresponda a ese año.

"La tendencia de la inflación va a ser decreciente a lo largo del año, entonces no es lo mismo los que negocian a principio del año que los que negocian a mediado del año", consideró.

Según las estimaciones oficiales del Banco Central, para el año próximo se espera que la inflación se ubique en un rango de entre 12 y 17%, que sería la pauta que el Ejecutivo impulsará en las negociaciones colectivas.

Sin embargo, los sondeos gremiales aseguran que este año hubo una pérdida de poder adquisitivo de los salarios que rondó como mínimo el 10%, ya que los acuerdos llegaron hasta el 33% y la inflación superó el 40%.

"En la primera parte del año tuvimos que hacer el sinceramiento de la economía. En los últimos cuatro meses, la inflación promedio fue del 1,5%. Eso empieza a acomodarse y se refleja en el resultado de las negociaciones paritarias, y creemos que va a seguir siendo el sendero para el año que viene", subrayó el titular de la cartera laboral.

Algunos gremios iniciaron negociaciones salariales, como el caso de la Asociación Bancaria que acordó un aumento puente del 4% y montos fijos con un piso de 15 mil pesos por empleado.

El sindicato de Peajes (SUTPA) había acordado en su paritaria un bono de 12 mil pesos para este fin de año, mientras que el gremio de Sanidad negoció el pago de los $2.000 para los empleados de los hospitales.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora