Esta semana el juez de instrucción en lo criminal Luis Zelaya desestimó por inexistencia de delito una denuncia penal presentada por taxistas contra choferes de Uber y detalló que la actividad de esa empresa "es lícita", pero la justicia contravencional ratificó que es ilegal y que los conductores podrán ser detenidos y sus autos secuestrados si son detectados. Sobre la necesidad de legislar sobre el tema. El fallo de un juez penal en el conflicto entre los representantes del sector del taxi y la empresa Uber, avala lo sostenido por el dictamen del fiscal en cuanto a la inexistencia de delito en las actividades desarrolladas por la empresa y por los choferes vinculados a la misma. Culmina enunciando "Una lectura integral de la denuncia revela que todo parece girar en derredor de la disconformidad de los denunciantes con la aparición de un competidor comercial...". Si bien el fallo no es concluyente sobre el conflicto, permite abordar algunas cuestiones de importancia. La principal es la ausencia de representación de los usuarios, mientras se preservan intereses sectoriales y comerciales; el Gobierno de la Ciudad prefirió, con el argumento de la inexistencia de marco legal, la defensa corporativa del sector del taxi. ¿Y el usuario? Indefenso. El eje del conflicto debió ser el usuario, que es quien utiliza y paga el servicio de transporte que sea. Y luego sí, proteger una actividad tradicional como el taxi y reglamentar una comercial e innovadora como Uber, Cabify o cualquier otra que quiera prestar el servicio en condiciones de calidad, eficiencia y competencia leal. Por ello impulsamos la necesidad de regular el servicio, contemplando las diversas tensiones y tratando de mejorarlo para los usuarios. Y planteamos en la Legislatura hacer lo que la gente nos encomendó: legislar. Sorprendentemente, en todo este tiempo seguimos teniendo el único proyecto presentado en la materia. Desde ECO vamos a seguir insistiendo en la búsqueda del interés general incorporando a la normativa vigente todas las cuestiones relativas a mejorar la movilidad de los porteños. Escuchando a todos los sectores, pero con la mirada centrada en el gran ausente: el usuario.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora