Conmovido, el papa Francisco decidió no pronunciar la catequesis que tenía preparada para la audiencia del miércoles y pidió a las miles de personas reunidas en la Plaza de San Pedro que rezaran el rosario por las víctimas que causó el sismo de esta madrugada en el centro de Italia.
"Había preparado la catequesis de hoy como todos los miércoles de este Año de la Misericordia sobre el argumento de la cercanía de Jesús, pero ante la noticia del terremoto que ha golpeado el centro de Italia devastando aquellas zonas y dejando muertos y heridos, no puedo dejar de expresar mi gran dolor y mi cercanía a todas las personas presentes en los lugares golpeados por los temblores y que todavía se sienten agitados por el miedo y el terror", dijo Francisco.
"Escuchar al alcalde de Amatrice decir 'no existe más la localidad' y saber que entre los muertos hay también niños me conmueve de verdad mucho", agregó en referencia a una de las localidades más golpeadas por el sismo de 6 grados que se sintió incluso en Roma.
"Y por esto quiero asegurar a todas estas personas presentes en Amatrice o en otros lugares de la diócesis de Rieti, di Ascoli Piceno y de la región del Lazio, de la Umbria y de Le Marche, la oración y decirles que estén seguros de la caricia y del abrazo de toda la Iglesia que en este momento desea darles con su amor materno, también del abrazo de los que estamos aquí en la Plaza", aseveró el pontífice.

Los rescatistas

"Doy gracias a todos los voluntarios y los trabajadores de Protección Civil que están socorriendo estas poblaciones y os pido que os unáis a mí en la oración para que el Señor Jesús que se ha conmovido siempre frente al dolor humano consuele estos corazones doloridos y les done la paz por la intercesión de la beata Virgen María. Dejémonos conmover con Jesús", solicitó.
"Por tanto, dejamos para la próxima semana la catequesis de este miércoles y os invito a recitar conmigo por estos hermanos y hermanas nuestros una parte del santo Rosario", dijo para dar paso a la oración frente a los más de 10 mil fieles reunidos en la plaza tras el receso estival que suspendió las audiencias en julio e hizo que las primeras de agosto se hicieran bajo techo por el calor.
De acuerdo al balance preliminar, son al menos 37 los muertos que provocó el terremoto que sacudió las provincias de Rieti, Ascoli Piceno y Perugia, y que destruyó casi completamente localidades como Amatrice, Accumuli y Pescara del Tronto.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora