De Nicolás Balinotti para La Nación

Dos días antes de la Navidad, Mauricio Macri intentó ser el garante de la unidad de la CGT al invitar a la Casa Rosada a sindicalistas de las tres vertientes en las que está hoy dividida la central obrera. Lo que ocurrió después es conocido: la reunión fracasó porque los dirigentes no consensuaron "una lista unificada", según detalló el ministro de Trabajo, Jorge Triaca. Fue una manera de reconocer que el encuentro se frustró, prácticamente, por la interna sindical y el divismo de algunos gremialistas.

Tras aquel encuentro frustrado, Hugo Moyano agilizó un pedido de audiencia con el Presidente, que ya lo había privilegiado como su interlocutor sindical al concederle un almuerzo antes de desembarcar en Balcarce 50. Esta vez, la cita pedida por el jefe camionero no se concretó, por lo que la respuesta llegó ayer, con un durísimo comunicado de su CGT, en el que advirtió sobre la falta de estadísticas confiables, la inflación y el empleo.

La CGT moyanista le exigió al Gobierno que dicte la "emergencia estadística" para no "negociar con los ojos vendados". Fue la respuesta al ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay, quien pronosticó anteayer una inflación de entre el 20 y el 25 por ciento y que hace unas semanas había pedido a los gremios que moderaran sus reclamos para evitar despidos.

En su mensaje, Moyano apeló a términos que lo distanciarían de su rol de aliado del macrismo, como se insinuó tras el ballottage, cuando almorzó con Macri y sus ministros en la sede porteña de Parque Patricios.

El líder camionero habló de una "explosión de precios", para referirse a la inflación; de una "saga de malas noticias para los trabajadores", cuando mencionó los ajustes en las tarifas de los servicios públicos y la cancelación de contratos laborales. Y rumbo a lo que será el campanazo de largada para las paritarias, lanzó: "Hubo una devaluación violenta que produjo una transferencia de recursos causando un deterioro mayúsculo en los ingresos". Además, condicionó su asistencia al eventual llamado a un pacto social, con el Gobierno y los empresarios, que se postergó sin una fecha concreta. "Siempre nos encontrará abiertos a la discusión franca y superadora, claro que sin agendas restrictivas que pretendan conculcar nuestros legítimos derechos", señaló Moyano.

La redacción del comunicado de la central obrera quedó a cargo de los dirigentes Juan Carlos Schmid y Jorge Sola, los responsables del Observatorio de Datos. Desde que rompió su alianza con el kirchnerismo, Moyano confió en ellos la creación de un Observatorio de Datos Económicos y Sociales. Religiosamente, desde allí surgen estadísticas que refutaron las mediciones oficiales, sobre todo, las vinculadas con el aumento de los precios. Ayer, aportó una curva que generó alarma: la inflación superó el 90% en los últimos tres años. Según el relevamiento, fue de 27% en 2013, de 35% en 2014 y de 29% en 2015.

En tanto, Prat-Gay anunció anteayer que el Gobierno prevé una inflación de un dígito para 2019. En privado, el Presidente reconoció que la escalada de precios y la pulseada salarial son dos de los temas que más lo inquietan.

Hasta ahora, el primer gremio en negociar salarios fue la Asociación Bancaria (AB), que agrupa a los trabajadores del sector. El jefe de la AB, Sergio Palazzo, reconoció que intentarán repetir la estrategia de 2015: pactar el pago de una suma fija entre enero y marzo y postergar el acuerdo anual para abril. Otros gremios repetirían el mecanismo. La negociación de los bancarios se retomará la semana próxima, aunque el gremio ya obtuvo un beneficio: acordó un bono de fin de año por $ 5500.

Las advertencias sindicales, por el momento, no cruzaron el campo de la retórica. La poderosa Confederación de Trabajadores del Transporte anticipó ayer que en febrero saldría a la calle para presionar por los alcances del impuesto a las ganancias, una de las promesas de la campaña electoral macrista. Lo dijo ayer Schmid en Radio Continental. En forma paralela, el portuario, que muchas veces habla en nombre de Moyano, hilvana acuerdos para apurar un trato para unificar la CGT.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


otto Brinca
otto Brinca · Hace 10 meses

canguensen camioneros delincuentes, xq no le hacen paro a Macri, a una mujer si, le chuparon bien.... las medias a macri

Julio V?zquez
Julio V?zquez · Hace 10 meses

Por mucho menos le paraban el país a Cristina. Y ahora?

GORILA  CONVERSO
GORILA CONVERSO · Hace 10 meses

JAJAJA jodete alcahuete de turno te usaron pra llegar al poder y fuiste!la inflacion se fue a la mierda..la devaluacion aplasto el salario..estan echando gente en todos lados ..x mucho menos hiciste paros al gobierno anterior..y ahora esta mendigando para que te reciban..vos crees que estos conchetos de barrio norte te consideran un par de ellos?sos un grasa mas como dice el procesado x evasor de capitales PRAT-GAY.

delfin llanos
delfin llanos · Hace 10 meses

Te vas en palabras vacías de contenido, no tienes altura para enfrentarte a quien ya le ayudaste a ganar y seguro que te dieron guita, eso te frena ahora, mientras la inflación va al 56 % vos ya hablaste de un 28 % la mitad. Te mandas la parte y no haces nada, vos si tienes que hacer un paso al costado.


Se está leyendo ahora