Los frigoríficos y matarifes aumentaron ayer un 33 por ciento el kilo de media res puesta en las carnicerías de la Capital Federal, al pasar de 42 a 56 pesos, debido a las expectativas de devaluación y el kilo de asado se iría a $115.
El vicepresidente de la Asociación de Propietarios de Carnicerías porteñas, Alberto Williams, adjudicó el fuerte ajuste en el precio del producto a las "expectativas devaluatorias" y precisó que en el sector creen que el dólar "va a subir a $13 o $14".
"A los productores les viene bien pero a los consumidores no les conviene", manifestó el empresario pese a que es en la industria donde se generó la suba.
En diálogo con Radio Nacional, el comerciante precisó que "a fines de octubre y en el comienzo de noviembre estábamos pagando casi $42 el kilo de media res y hoy nos anuncian a $56".
"Los frigoríficos y matarifes venden con esos precios y el carnicero pone un margen de utilidad sobre el costo, que puede ser de un 20 o un 30 por ciento", admitió.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...