Los candidatos a las primarias presidenciales de Estados Unidos se movilizaban ayer en el estado de Iowa, antes de la crucial votación de hoy, con la demócrata Hillary Clinton y el republicano Donald Trump liderando las encuestas.
En el último sondeo divulgado el sábado en la noche, Hillary Clinton cuenta con el 45% del apoyo en Iowa, un estado agrícola del centro-norte de Estados Unidos, entre los demócratas que pretenden votar hoy en el primer asalto del proceso de primarias.
El senador Bernie Sanders seduce a la juventud demócrata con sus denuncias contra "la clase de los multimillonarios" y su llamado a una revolución política, y le pisa los talones a la exsecretaria de Estado, con el 42% de apoyo. Si los estudiantes que llenan los mitines de Sanders se movilizan hoy, su voto podría derribar la ventaja que tiene Clinton entre los electores de más de 45 años.
Del otro lado, el magnate Donald Trump tiene el 28% de intenciones de voto. Su principal adversario es el senador de Texas Ted Cruz, con el 23%.
"Él era ciudadano canadiense hasta hace 15 meses", repitió Trump el sábado sobre la pista del aeropuerto de Dubuque, en el este de Iowa, delante de su avión privado. "Este es un problema", argumentó citando a expertos constitucionales que afirman que el senador conservador está impedido de ser presidente de Estados Unidos por haber nacido en Canadá, lo que otros niegan.
Pero el senador de Texas parece estar consolidando el apoyo de la derecha religiosa, un destacado ascenso para un aspirante que con solo tres años en el Senado.
En el tercer lugar entre los republicanos, con el 15% de las intenciones de voto, el senador de Florida Marco Rubio, de origen cubano, congrega a multitudes y a veces es mencionado como segunda opción por los seguidores de Cruz y de Trump.
Después de Iowa, los candidatos se irán a New Hamsphire, en el noreste del país, donde las primarias tendrán lugar el 9 de febrero.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora