Atados en una terraza, sin alimento y enfermos. Así veían los vecinos de San Martín al 3500 a cuatro perros pasar sus días. La historia de estos animales comenzó hace un año atrás, cuando los representantes de la Fundación San Roque recibieron las denuncias y se acercaron a los dueños de los animales a pedirles que le den una mejor vida.
El martes, efectivos policiales allanaron el domicilio y retiraron a tres de los cuatro animales, sobrevivientes a duras penas del maltrato de sus dueños.
Durante casi seis meses, los miembros de la Fundación se acercaron en varias oportunidades a los responsables de las mascotas, hasta que lograron obtener la promesa de que los llevarían a la veterinaria Evangelina Yang, que los atiende sin costo. La promesa no se cumplió, por lo que los miembros de la San Roque llevaron por sus medios y con autorización de los dueños a los animales. Carmen Céspedes, es abogada y miembro de la Fundación San Roque, y fue quien se encargó de advertir a los dueños de los animales que el caso podría judicializarse.
"El resultado fue que me insultaran y me amenazaran con un arma blanca", le contó la letrada a El Tribuno.
Pese a la insistencia de otros miembros de la Fundación, no se logró que los animales volvieran al veterinario. Las denuncias de los vecinos sobre los animales atados en la terraza o sueltos cayendo al vacío no cesaban a través del sitio de la Fundación en Facebook, por lo que se procedió a realizar una denuncia penal.
"A través de esta denuncia intervino la Fiscalía N§1 de la Ciudad Judicial y por la zona a la que corresponde, la Fiscalía de Palermo", destacó la letrada. Antes de tomar ninguna medida, las fiscalías reclamaron que un médico de la Policía de la Provincia corrobore la denuncia de maltrato a los animales.
"El médico policía se presentó y corroboró lo dicho. Por lo que se pudo aplicar todo lo que contempla la ley 14.346", destacó Carmen Céspedes.
La normativa a la que hizo referencia la letrada impone la prisión de 15 días a un año al que infligiere malos tratos o hiciere víctima de actos de crueldad a los animales.
Sin embargo, para poder concretar el allanamiento y llevar adelante el rescate de tres de los cuatro animales se tuvo que esperan un año. Sin contar los tiempos que correrán a partir de ahora para aplicar Justicia.
Paola Castrillo, defensora de animales, destacó a El Tribuno, que hace un año que lleva adelante un proceso contra un hombre, también acusado de maltrato a sus mascotas.
"Cuando se le retiró los animales se encontró incluso que tenía hasta gallos de riña. Este martes me lo cruce en la calle y comenzó a insultarme y me aseguró -como muchos- que es dueño de hacer lo que quiera con sus animales. Y no es así", destacó esta joven que dedica parte de sus horas al rescate de perros callejeros.
En ambos casos, el pedido fue el mismo: "Que se aplique la ley".
Castrillo destacó que cuando los defensores de los derechos de los animales se presentan a hacer una denuncia, algunos efectivos policiales lo toman en broma. "Querer a los animales no es llevarlos a casa y después dejarlos andar sueltos en la calle y comiendo basura", destacó Paola.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Gilgamesh Enkidu
Gilgamesh Enkidu · Hace 5 meses

a veces pienso que aquellos que maltratan a los animales recibiran el mismo trato de parte de Dios cuando les toque o que quizas si creen en la reencarnacion vuelvan a esta vida con forma del animal que maltrataron. pero sobre todo creo que los que maltratan son unos hdemil recontra re...p...


Se está leyendo ahora