Un gran operativo policial y de bomberos disparó un llamado al Sistema de Emergencia 911, luego que una mujer denunciara que en la vereda de su casa, en la calle Mendoza al 1000, había un artefacto explosivo.
Inmediatamente se desplazó personal del departamento de bomberos quienes observaron un elemento de gran tamaño, y siguiendo con las medidas de protocolo y de seguridad se procedió a realizar los cortes en las inmediaciones del lugar, donde luego de una verificación ocular se logró establecer que se trataría de una granada de Mortero calibre 81m de 56 cm. Esta, según se informó luego, no presentaba peligro para su levantamiento, así mismo se realizó el secuestro y traslado de este artefacto hacia el citado departamento para efectuar las pericias correspondientes.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


cristian SAIA
cristian SAIA · Hace 10 meses

taaa locoo jajajajajaa


Se está leyendo ahora