Fernando, un joven de 18 años oriundo de la localidad bonaerense de Chivilcoy, no atraviesa un buen momento económico. En su casa tienen pesadas deudas que pagar, y el magro sueldo que el chico gana como repartidor de pizzas no es suficiente para ayudar a su mamá.
El viernes a la noche, mientras trabajaba haciendo el delivery, Fernando encontró un bolso con 50 mil pesos. El adolescente no dudó un segundo y se lo devolvió a su propietaria. En ese momento no lo sabía, pero la dueña del dinero, una mujer de 84 años, lo necesitaba para la salud de su hija.
Su gesto tuvo gran repercusión en los medios locales. Y la recompensa llegaría gracias a un empresario de Chivilcoy que escuchó su historia y decidió ofrecerle un mejor trabajo.
"Hago delivery y ese día salí antes. Cruce la plaza principal y veo en un banco un bolso. Cuando lo abro encuentro 50 mil pesos y un documento de identidad, de una abuela. Cuando miro la foto del DNI se me cruzó en mi mente a mi abuela y decidí llevárselo a su casa" "Hago delivery y ese día salí antes. Cruce la plaza principal y veo en un banco un bolso. Cuando lo abro encuentro 50 mil pesos y un documento de identidad, de una abuela. Cuando miro la foto del DNI se me cruzó en mi mente a mi abuela y decidí llevárselo a su casa"
, le contó Fernando al sitio La Razón de Chivilcoy.
"Son 50 mil pesos que me hubiesen ayudado con la deuda que tengo con mi vieja. Vivimos en una casa humilde, pero decidí seguir luchándola. Estoy muy tranquilo, estoy con la conciencia tranquila de haber hecho lo que correspondía", dijo conforme el joven, que los fines de semana juega al fútbol en un equipo local.
Su gesto tuvo un valor extra cuando supo la historia detrás de ese dinero y de esa abuela, que le contó sobre el destino que tenía y lo importante que significaba para ella, más allá de lo material: "Se puso muy nerviosa, le bajó la presión, porque consideraba que el dinero ya estaba perdido. Me dijo que tiene una hija con un problema serio de salud y que la plata era para la compra de un medicamento. No le pedí nada a cambio, solo me traje su sonrisa", relató Fernando.
No le pedí nada a cambio, solo me traje su sonrisa", relató Fernando.
La historia se difundió a través de las redes sociales y un empresario conocido en la zona le ofreció un trabajo mejor del que ya tiene. Según consigna el sitio InfoGei, ambos se contactaron por medio de una radio local y en la semana tendrán una reunión en la que el hombre le hará formalmente la propuesta.
FERNANDO1.jpg

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


adrian adrian
adrian adrian · Hace 2 meses

si fuera un bolsito como el de lopez???????????????? que pasaría???????????????

fanny arias
fanny arias · Hace 2 meses

Por tu tonto comentario seguro que vos no lo hubieras devuelto. Estoy de acuerdo con Daniel cruz.Las buenas acciones reflejan el muy buen ejemplo y educación de los padres.

daniel cruz
daniel cruz · Hace 2 meses

La buena educación familiar se refleja en estos gestos.