Con la esperanza de volver a verla, los padres de Marianela Gracionis esperan ansiosos el reencuentro con la joven de 21 años desaparecida el lunes por la noche. En el medio de su ausencia llegó un mensaje pidiendo un boleto de regreso a Salvador Mazza. El pasaje fue enviado ayer antes del mediodía y hasta el momento aguardan su llegada inmersos en una atmósfera de esperanza.
La última vez que vieron a Marianela fue el lunes por la noche en el paraje Caraparí, cuando se despidió de su prima Romina con quien había estado antes de desaparecer. Desde ese momento las versiones e hipótesis del caso giran en varios sentidos.
A cargo de la investigación está el fiscal penal Armando Cazón.
Una de las hipótesis en la que se viene trabajando con más fuerza, que tiene a tres presuntos pescadores como sospechosos, arrojaría algunos indicios hacia dónde se habría trasladado la joven.
El rastrillaje realizado en cercanías al dique Itiyuro hace presumir que la joven fue trasladada a otra zona.
El trabajo se realiza junto al personal de la Brigada de Investigaciones de Salta capital, quienes aportaron los canes en el rastrillaje, gendarmes de Pocitos llevaron distintos drones y cuadrillas especiales para la búsqueda, personal de los municipios de Salvador Mazza y Aguaray, entre otras áreas de seguridad.
En caso de haber sacado a la joven de la zona, los investigadores tratan de dilucidar si el traslado fue voluntario o bajo amenaza. Llama la atención que frente a los mensajes enviados desde el celular de Marianela no haya respuesta alguna. Según lo manifestado por Cazón, "el viernes a las 16.01 llegó otro mensaje de texto".
Una de las tantas deducciones en el caso es que si se trata de una salida voluntaria de la joven, los mensajes podrían ser contestados, sin embargo no recibieron ninguna respuesta. A pesar de la incertidumbre, su familia y amigos esperan por minutos el regreso de Marianela al paraje Caraparí.

¿Conocía a uno de los pescadores?

Hace seis días que Marianela Gracionis, de 21 años, madre de un nene de 4, desapareció. En medio de una minuciosa investigación a cargo de Cazón, los sabuesos hablaron con distintas personas para saber sobre la víctima. Una de tantas suposiciones los lleva a investigar si la joven conocía a alguno de los tres pescadores, quienes habrían cruzado a Marianela la noche del lunes cuando ella se dirigía sola a su casa en el paraje Caraparí. Se sospecha que al menos uno de los hombres era conocido por la mujer.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora