Jimena López Morillo tiene 18 años y estudia ingeniería civil en la Universidad Nacional de Salta (UNSa). Entre sus haberes cuenta con una medalla de bronce obtenida en las Olimpíadas de Física realizadas en octubre del año pasado en Córdoba, siendo la única mujer, hasta ahora, con premios en estas competencias.

Por eso, esta joven, que es absolutamente racional no le encuentra explicación a lo que tiene entre sus manos: la foto de un objeto volador no identificado (OVNI), tomada por ella misma y en la que se aprecia una figura de material sólido surcando el espacio, de grandes dimensiones, sin producir ruido alguno.

“El sábado 14 de septiembre a eso de las 11.45, cuando volvíamos de Cachi con mis padres, por el Valle Encantado, en la Cuesta del Obispo, yo fotografié ese maravilloso paisaje en el que se podían observar las nubes debajo nuestro. Hice tres tomas con una diferencia aproximada de 10 segundos cada una con la cámara Nikon semiprofesional de mi papá. Llegamos a Cerrillos y nos fuimos a almorzar a lo de mi abuela. Ahí yo me puse a ver las fotos en la computadora pero sin bajarlas de la cámara. Entre todas la vi una en la que se observa un objeto del tipo que la gente describe como un OVNI, pero realmente no sé que es”, dijo asombrada.

Al ser una triple secuencia, la estudiante descartó que se tratase de alguna basura en la lente de la cámara, o algún otro elemento externo. Lo concreto es que, en este caso, como en otros, la joven no vio el objeto mientras tomaba la fotografía, lo que da la pauta de la velocidad con la que se movía el OVNI. “Yo soy absolutamente racional, y si no fuera que la foto la tomé yo, no lo podría creer”, afirmó Jimena.

No es el primer caso, en que turistas o fotógrafos amateurs capturan imágenes de paisajes en donde luego aparecen estos objetos que el ojo humano no los pudo ver. “Yo saqué la foto al paisaje, y en ese momento no noté nada raro en el cielo”, puntualizó Jimena.

Buscando explicaciones
“Nunca me despertó curiosidad el tema de los fenómenos OVNI aunque soy aficionada a la astronomía, pero esto de los platillos voladores nuncas ha sido parrte de mis intereses y por ello es que no sé nada en torno a estos misterios.

Yo soy muy racional y le busco explicaciones a todo, pero a esto no le encuentro. Hay gente que ha visto la foto y me dice que es una nave extraterrestre, pero hay otros que aseguran que debe haber “otra” explicación. Sin embargo, nadie me dice cuál es esa última. Lo concreto es que no existe quien pueda decir nada al respecto”, consideró la universitaria, quien se inclina a pensar que la imagen que capturó su cámara es una máquina voladora silenciosa creada por el hombre. “A veces pienso que nos ocultan muchas cosas...”,señaló la joven.

“Lo que me llama la atención es que la imagen del objeto es tal cual la describe la gente que dice haber visto un OVNI... con forma de platillo pero en este caso en la parte superior parece tener una especie de antena y en el lado inferior igual... es como el prototipo de lo que el imaginario colectivo describe como una nave extraterrestre. Lo real es que era un objeto no identificado...

Cachi, el lugar preferido
Cachi parece ser el lugar preferido de los “extraterrestres” es por eso que son muchas las personas que se llegan hasta la localidad calchaquí con el propósito de realizar avistamientos de ovnis. Algunos dicen haberlo logrado, pero nadie puede explicar certeramente qué es lo que han visto. Incluso, en Cachi Adentro hay un ovnipuerto construido por el suizo Werner Jaisli que consiste en dos estrellas, una central de 36 puntas y 48 metros de diámetro y al medio de esta otra menor de 12 puntas, de acuerdo a las palabras del autor, quien asegura que lo construyó porque recibió una orden telepática enviada por alienígenas.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...