"Salta, más conectada. Estamos cumpliendo nuestro compromiso: avanza la obra de la autovía entre Orán y Pichanal, en la ruta 50. Vamos a transformar la red vial del Noroeste, promoviendo el desarrollo y la integración con rutas seguras y modernas". La afirmación fue realizada por el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, en su página personal de Facebook, tras los anuncios de obras viales que había realizado días antes el presidente Mauricio Macri.
Al dato ministerial se agregó la promesa de concluirla este año, según lo reveló el diputado nacional Miguel Nanni tras reunirse con el administrador de la Dirección Nacional de Vialidad, Javier Iguacel. En la oportunidad, el funcionario dijo que el quinto distrito del organismo contará con los fondos necesarios para la conclusión de esta obra, que debía hacerse en dos años. Licitada en diciembre de 2007, esta vía debía haber estado terminada entre 2009 y 2010. El presupuesto inicial fue de $118.700.000, pasó a $241.631.168,77 en el año 2012 y hoy ya no se tienen precisiones del monto real. Se trata de 21 kilómetros que, por demoras sistemáticas en los pagos de certificaciones a la concesionaria Dycasa, paralizaba los trabajos, como ocurrió la primera semana de enero. La tarea se reanudó y todos esperan que la finalización sea una realidad.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora