¿Asalto o mensaje mafioso? La duda quedó abierta en el norte de la provincia. Una pareja de Tartagal denunció que sufrió un violento asalto en plena ruta nacional 34, a la altura del aeropuerto de General Mosconi. Sin embargo, horas más tarde, al regresar a su casa encontraron estacionado en la vereda el automóvil que, según dijeron, les habían robado en la carretera.
Andrea Piedra y su pareja, Daniel Torrejón, ambos de 40 años, viajaban en su automóvil Volkswagen Suran, rojo, patente NUI 767. Eran cerca de las 22.30 del sábado último y pocos minutos antes habían salido desde la casa que comparten en la ciudad de Tartagal rumbo a Coronel Cornejo.
Ya habían atravesado la localidad de General Mosconi. Dos kilómetros más adelante, cuando circulaban casi por el acceso al aeropuerto, una camioneta color gris se les puso al lado en la ruta. Sin más, el conductor les cruzó el vehículo y tuvieron que detenerse bruscamente.
Según el relato que ambos hicieron más tarde en la Policía, seis hombres con "armas largas de fuego nos apuntaron y nos hicieron bajar del auto".
Ya sobre la banquina, los asaltantes los golpearon y patearon durante varios minutos; por último, ambos fueron atados.
"Hicieron todo a cara descubierta", dejó registrado la pareja en la denuncia que radicaron en la comisaría 41 de General Mosconi.
Les robaron 5.000 pesos que tenían en efectivo y se llevaron el automóvil.
El primer dato llamativo: los seis ladrones se fueron sin llevarse los celulares, objetos siempre codiciados por su nivel de reventa y también porque es el modo de evitar que las víctimas pidan ayuda apenas se produce el atraco.
La pareja logró desatarse y llamaron al Sistema de Emergencia 911. A los pocos minutos llegó una patrulla de General Mosconi, que tras atenderlos los llevó a la sede policial, donde radicaron una denuncia.
Colaboración
Piedra y Torrejón, que residen en el barrio 203 Viviendas de Tartagal, en la zona sureste de la ciudad, dijeron que luego del asalto, la camioneta gris que le habían cruzado en plena ruta siguió en dirección sur, es decir que continuaron por la ruta nacional 34.
De inmediato, desde la comisaría de Mosconi solicitaron la colaboración de Gendarmería Nacional para que estuvieran atentos por si una camioneta gris atravesaba los controles que están sobre las rutas nacionales 81 y 34.
En paralelo, una patrulla de la Brigada de Investigaciones inició la búsqueda del vehículo y los supuestos ladrones.
En la dependencia policial la pareja estuvo alrededor de dos horas realizando la exposición de lo sucedido. Luego, una patrulla policial los llevó hasta su domicilio en Tartagal, donde iban a continuar con la investigación.
El segundo dato llamativo fue que al llegar a la casa del barrio 203 Viviendas, el automóvil Suran rojo estaba estacionado en la calle. Al abrir la puerta comprobaron que tenía puesta llave de arranque y que, en principio, nada había sido alterado en su interior.
Un mensaje
Que los ladrones no se llevaran los celulares y que al regresar la pareja a Tartagal tuviera el vehículo estacionado al frente de su casa redireccionó la atención de los investigadores.
¿Es un mensaje de alguien con quien Piedra y Torrejón tienen algún conflicto? ¿La pareja tiene deudas que alguien les estaría cobrando de un modo violento? ¿Recibieron amenazas en los días previos? ¿Conocen a las personas que los interceptaron en la ruta? Ante las preguntas de los policías, la pareja negó tener deudas ni conflictos con alguien que pudiera derivar en este tipo de acciones.
El llamativo robo dejó muchos interrogantes y sigue siendo investigado.

Un hecho que llamó la atención

Ayer continuó la investigación del extraño asalto en plena ruta nacional 34, cerca de General Mosconi. Los investigadores estaban enfocados en identificar a los supuestos asaltantes. Para la Policía, el caso podría tratarse de una advertencia a la pareja integrada por Andrea Piedra y Daniel Torrejón, debido a las extrañas circunstancias que rodean el hecho.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora