Recientemente el ingeniero Felipe Biella renovó su mandato al frente del Consejo Profesional de Agrimensores, Ingenieros y Profesiones Afines (Copaipa). La institución congrega a más de 4.000 matriculados y es un actor de suma relevancia en materia de seguridad pública. Verifican las obras civiles, elaboran los proyectos de obras públicas, y en 2015 prestaron su colaboración ante el cimbronazo en El Galpón.
Biella fue elegido por un año más. En el primer año de gestión se construyeron tres pisos con oficinas gratuitas para matriculados del Copaipa y, además, se buscó ampliar el involucramiento en actividades culturales, educativas y sociales. Profundizar esos aspectos será uno de los desafíos para el año próximo.
El referente recibió a El Tribuno en las instalaciones de la entidad, ubicada en la intersección de calles Zuviría y General Gemes. Luego de una breve recorrida, y tras comentar algunos aspectos del organigrama, como que la comisión directiva está compuesta por 8 miembros titulares y 8 suplentes con mandatos de dos años, dialogó sobre los objetivos para 2016, las responsabilidades en materia de construcciones antisísmicas, la necesidad de decisiones políticas para arquitectura con accesibilidad universal, y su parecer sobre la emergencia energética declarada por el Ejecutivo nacional.
Asimismo, aclaró que el soterrado de los cables es necesario pero costoso, y enfatizó en la necesidad de no ser extremistas en cuanto a la preservación del patrimonio arquitectónico. Dijo que no hacer refuerzos en edificios vetustos, pone en riesgo la vida de los ciudadanos.
¿Cómo llegó a presidir el Copaipa?
Un grupo de amigos y de profesionales del Copaipa me pidió que me integre a un equipo de trabajo para promover una serie de cambios que consideraban necesarios. Hace dos años, me postulé como consejero y gané las elecciones; primero ocupé el cargo de vicepresidente y luego el cargo de presidente, que ocupé durante este año. Felizmente, días atrás fui reelecto, lo cual significa no solo mantener los objetivos que hemos alcanzado sino alcanzar nuevos objetivos.
Es muy importante este voto de confianza porque no sólo muestra que hemos estado haciendo las cosas bien, sino que además nos obliga a seguir proponiendonos proyectos. El Copaipa es un escenario complejo, conviven diversos actores, por eso es muy valorable alcanzar el consenso, y haber sido reelectos por unanimidad.
Hay más de 200 profesiones incluidas en el Copaipa, ¿verdad?
Claro, este es un organismo multidisciplinar, nosotros matriculamos a 220 profesiones técnicas que incluyen todas las ingenierías y también tenemos toda el área de higiene y seguridad. Además, todo lo que tiene que ver con cuestiones afines, como analistas de sistemas, decoradores profesionales, ingenieros en minas. Por eso, queremos resaltar que el Consejo no solo se ocupa de obras, también organizamos cursos de capacitación, talleres, conferencias y actividades culturales. Tratamos de vincularnos con la comunidad, es por ello que no somos restrictivos con estas actividades, son abiertas para quien quiera llegar.
No se mantienen encerrados...
No, de ninguna manera. De hecho, muchos de estos cursos y capacitaciones las hemos llevado al interior provincial. También hemos potenciado las relaciones con todos los actores que tienen que ver con la seguridad pública, en ese sentido hemos suscripto un convenio con el Gobierno de Salta para que las obras públicas se puedan licitar con un proyecto definido, es decir que los montos y las planificaciones ya estén hechas al momento de convocar las licitaciones.
Anteriormente las licitaciones se convocaban para proyecto y obra, ahora los proyectos los realizamos desde el Copaipa, eso es un ahorro importante para la provincia porque los costos ya están planteados de antemano.
¿Qué situaciones destacadas se vivieron en éste, su primer año en la presidencia?
Hemos tenido participación en muchos aspectos, nos vinculamos por ejemplo con organismos como IRAM e ISO, los más relevantes a nivel nacional y mundial en la normalización de cuestiones técnicas. Somos abiertos, por eso estuvimos presentes en casos concretos que se nos requirió, por ejemplo en el caso del sismo de El Galpón. Allí estuvo el ingeniero Luis García, especialista en la cuestión sísmica y revisor del Copaipa. Allí evaluamos las estructuras de las escuelas.
En ese sismo quedó en evidencia que había escuelas que no estaban preparadas para soportar temblores.
Lamentablemente tengo que coincidir, hay escuelas que quedaron muy deterioradas, hay dos en particular que hay que demolerlas. Y hay otras adonde sugerimos reformas más pequeñas. "No pueden incorporar inspectores que no tienen habilidades técnicas". "Está bien preservar el patrimonio edilicio, pero no podemos ser extremistas".
¿Cómo interviene el Copaipa en los proyectos de obras de Salta?
Por una ley, muy sabia, que se aprobó en los años 80, tenemos la responsabilidad de verificar el cumplimiento de las normas sísmicas. Es decir, todos los proyectos deben ser presentados, revisados y aprobados por el Copaipa. Pero no solo es una cuestión de vigilancia, también asesoramos a los ingenieros al momento de armar sus proyectos.
También, por ejemplo, nos corresponde aprobar las obras eléctricas e intervenir en lo que respecta al control del cumplimiento de las normas de higiene y seguridad.
¿Qué le parece la impronta de preservar el patrimonio arquitec
tónico para sostener fachadas o construcciones coloniales?

Yo pienso que es muy importante la preservación de los edificios con valor histórico, pero si queremos conservar sin padecer, hay que reforzar las estructuras.
En El Galpón me tocó ver edificios de verdadero valor histórico que estaban muy deteriorados, y los vecinos nos comentaron que habían pedido autorizaciones para hacer refuerzos y no se los permitieron. Entonces, me parece maravilloso que preservemos, pero hay que permitir refuerzos, porque se pone en riesgo la vida de las personas.
¿Cómo trabajan para promover o hacer respetar la construcción amigable para las personas con movilidad reducida?
Nosotros nos reunimos con los candidatos a intendente de la ciudad y autoridades del Gobierno provincial, y les expresamos a todos que queremos que nuestro organismo verifique esos aspectos en los proyectos de construcción. Tenemos una comisión que estudia cómo introducir estos preceptos en las obras, por eso queremos intervenir controlando todos los proyectos.

Luego de todas esas reuniones y pedidos, ¿a qué conclusiones llegaron con el arco político?
Por nuestra parte nos comprometimos a prestar todo el apoyo para mejorar estas cuestiones. Pero el control de las obras, la función de policía de obra, lo tienen los municipios, entonces son ellos los que tienen que incorporar personal especializado. No pueden incorporar inspectores que no tienen habilidades ingenieriles, y eso es una competencia y decisión del campo político.
Por ejemplo en el microcentro, la mayoría de los locales comerciales no tienen baños para personas con movilidad reducida.
Bueno, fijate vos que si el Copaipa recibe esta facultad de controlar las obras, vamos a ocuparnos de que ningún nuevo proyecto esté fuera de la accesibilidad universal.
¿Por qué se dilata el soterrado de los cables?
Sería maravilloso mirar al cielo y no encontrarte con obstáculos, pero hay muchas cosas a tener en cuenta. Principalmente, hay que decir que para el soterrado se necesita una inversión millonaria. Debería elaborarse una planificación para hacerlo en etapas, para que todo lo que ya está hecho se vaya soterrando paulatinamente, porque duplica y hasta triplica el costo de los tendidos de cables. Pero, por supuesto, es necesario hacerlo.
Días atrás, el nuevo gobierno nacional declaró la emergencia energética, ¿usted comparte ese criterio?
La Argentina hace varios años que viene con emergencia energética. La Argentina, no Salta, porque es una de las pocas provincias que produce cuatro veces la energía que necesita, pero lo gracioso de todo esto es que la pagamos más caro que otras provincias. A mí me parece que lo primero que tienen que hacer las autoridades es tratar de revertir esa situación, por qué los salteños pagamos más caro que los que solo usufructúan la energía.
Comparto que se reconozca el problema a nivel nacional, existe la emergencia energética, lo más importante es que se reconozca los problemas que tenemos. La lógica de este gobierno, por las formaciones académicas de muchos de sus dirigentes, es diferente, los ingenieros lo primero que hacemos es poner sobre la mesa los problemas y con las herramientas que tenemos vemos cuál es la solución más eficiente y eficaz. Tengo plena confianza que vamos a salir a flote.


¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


felipe biella
felipe biella · Hace 11 meses

felipe biella : El COPAIPA es fruto del esfuerzo de las sucesivas Comisiones Directivas que ad honorem fueron alcanzando objetvos que hoy redundan en el prestigio de la institución. La finalización de un piso de oficinas y tres pisos de fachadas y demás logros fueron posibles por la visión de gestiones anteriores. GRACIAS A ELLOS!!!!!!! Felices Fiestas!!!!

felipe biella
felipe biella · Hace 11 meses

El COPAIPA es fruto del esfuerzo de las sucesivas Comisiones Directivas que ad honorem fueron alcanzando objetvos que hoy redundan en el prestigio de la institución. La finalización de un piso de oficinas y tres pisos de fachadas y demás logros fueron posibles por la visión de gestiones anteriores. GRACIAS A ELLOS!!!!!!! Felices Fiestas!!!!

Diego A. Martínez
Diego A. Martínez · Hace 11 meses

Estimado Ing. Biella, considero que su gestión es muy buena, pero apropiarse por completo de los logros de las gestiones anteriores no me parece justo. "En el primer año de gestión se construyeron tres pisos......." Parafraseando a uno de los ex presidentes del COPAIPA, le recuerdo que la organización , prestigio y credibilidad, de la que hoy goza el Consejo es una "CONSTRUCCION" que ha llevado años de esfuerzo desinteresado de muchos colegas, pero sobre todo años de mantener una coherencia en los objetivos que se persiguen. Éxitos en su nuevo período, y por favor no se olvide de aquellos que hicieron los cimientos de esta fantástica construcción que es el COPAIPA.

Walter LUNA
Walter LUNA · Hace 11 meses

Todo, absolutamente todo, lo que propone el Copaipa y que se traduce en el reportaje a su Presidente, es la realidad de la Provincia y, muy especialmente, la de Capital. Excelente artículo.


Se está leyendo ahora