La noticia sorprendió a todos cuando se dio a conocer el peso de la tradicional Torta Gigante: esta vez fue de 2.300 kg. En ella trabajaron medio centenar de vecinos, entre reposteros y ayudantes. Fue un trabajo arduo y en equipo, cuya finalidad era dar un cierre espectacular a un mes de actividades culturales, productivas y recreativas, en el marco de la XVIII edición de la Fiesta Provincial de la Flor, organizada por la Municipalidad de La Merced.
La fiesta comenzó a las 18 y se vivieron momentos de incertidumbre por la condiciones del clima, que se presentaba inestable y amenazaba con un aguacero. Sin embargo, el público respondió y masivamente se concentró en torno a la plaza principal de la localidad. Allí, el intendente Juan Angel Pérez realizó el primer corte del pastel, que luego fue distribuido entre las miles de personas que se sumaron a la propuesta.
Llamó la atención la gran cantidad de turistas que se acercaron hasta La Merced atraídos por el evento, hubo visitantes italianos, cordobeses, porteños, correntinos, tucumanos, neuquinos y la primera porción de la torta, se la llevó una familia de Jujuy.
Hubo festejos, recitales en vivo y entretenimientos para los más chicos hasta entrada la noche.
De 370 a 2.300 kg
La historia de la ya tradicional Fiesta Provincial de la Flor nació en 1988, de la mano de un grupo de emprendedores de la localidad, quienes formaron una comisión para promover la actividad turística en el municipio. Así se realizó la primera edición, denominada en sus inicios como Fiesta Provincial de la Rosa.
Pasados unos años, en 1992 pasó a llamarse Fiesta Provincial de la Flor y se incorporó la elección reina del evento. La primera soberana fue María Ofelia Salinas.
Desde ese momento la localidad fue declarada por el Poder Ejecutivo de Salta, Capital Provincial de la Flor, en reconocimiento al colorido parquizado de sus plazas, y al dedicado cuidado de sus numerosos espacios verdes, así como la gran cantidad de árboles que pueblan todas las veredas.
A principios de la década del 90 se presentó la primera torta gigante, que pesó 370 kg. Con el correr de los años, el preparado fue creciendo y en 2011, llegó a pesar 1.200 kg. Este año, superó los 2.300 kg, rompiendo la marca de los 2.000 kg alcanzados el año pasado.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora