*

Fueron al cerro San Bernardo pero las hallaron en El Carril
Aunque no trascendieron los motivos de sus desapariciones, desde las primeras horas de ayer la Policía e innumerables amigos y familiares de las dos adolescente de 16 años rastrillaron la ciudad y el cerro San Bernardo palmo a palmo, ante la presunción de que algo malo podría haberles sucedido. Las chicas habían salido de su casa el martes último, minutos después de las 15, y no habían regresado ni se tenía noticias de ellas un día después de que las vieran por última vez sus padres, familiares y amigos.
Las primeras versiones circularon por la web y las redes sociales pero ya al mediodía de ayer, a requerimiento de la Fiscalía Penal 6, se solicitó a los medios de comunicación la difusión de las imágenes de las chicas, que hasta ese entonces no daban señales de vida.
Ana Valentina y Aldana salieron, supuestamente, a caminar al cerro San Bernardo, cerca de las 15, del martes 11, al otro día del feriado largo.
La noticia se viralizó y desde muchísimos lugares las familias recibieron apoyo.
Junto con las fotografías también se informó que Ana Valentina y Aldana Valentina son estudiantes del colegio Joaquín Castellanos, ubicado en Villa Las Rosas, y que viven junto a sus familias en villa Estela, detrás de los galpones de la empresa La Veloz del Norte.

"Nunca se fue así de la casa"

Cerca de las 17 de ayer la madre de Ana Valentina recibió en su domicilio aEl Tribunoy aseguró que su hija jamás había abandonado el hogar sin dar aviso previo.
"La tarde que se perdió ella me dijo: "Mamá, dejá, yo voy a lavar los platos'', antes de salir a caminar al cerro. Nunca se fue así de la casa, diciendo que se iba a un lugar y sin regresar al cabo de un tiempo prudencial", dijo María Gerón, quien se hallaba por ese entonces rodeada de familiares y vecinos.
La mamá relató los pormenores de la salida de Ana Valentina y dejó entrever que tenía esperanzas de que la jovencita y su amiga se hallaran en buen estado de salud.
"Ellas salían siempre a caminar al cerro, en general se iban tres horas los lunes, miércoles y viernes", añadió.
Fuentes policiales confirmaron ayer que las cámaras de video no mostraban a las chicas, a la hora señalada del martes, en ningún cruce de calles aledañas al Portezuelo ni la terminal de ómnibus.
Antes del anochecer una mujer conocida de la familia alertó a la Policía de que en la rotonda de la ruta provincial 33, en inmediaciones de la localidad de Chicoana, vio a las dos jóvenes deambular peatonalmente por la banquina.
Minutos después, personal policial de esa jurisdicción dio con las adolescentes y las trasladaron hacia la sede de la institución, informando de inmediato a la Fiscalía actuante y a los familiares de las menores.
Cerca de las 20 la abuela de Ana Valentina confirmó aEl Tribunoque las chicas se hallaban bien, pero que desconocía cómo llegaron a ese lugar y dónde habían pernoctado.
"Solo sabemos que están bien de salud, aunque todavía no les hicieron la revisión médica ordenada por la Fiscalía", remarcó la mujer.
Cuando la noche se había instalado, los padres fueron informados del hallazgo de sus hijas, aunque el misterio de su desaparición no se hizo público.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...