Las quejas y reclamos de los vecinos de buena parte de los barrios metanenses se hicieron sentir con fuerza durante los últimos días por la evidente proliferación de moscas, entre otros insectos, en la ciudad.
Efectivamente se observó una cantidad mucho más importante de la habitual, probablemente estimulada por las elevadas temperaturas y fundamentalmente la humedad, pero también hay que agregar la actitud desaprensiva de muchas personas que arrojan basura en espacios abiertos formando microbasurales que favorecen la presencia de insectos y alimañas.
Para dar respuesta al problema, el pasado miércoles se realizó un trabajo de fumigación a través de la Municipalidad y combatir con fuerza la invasión de moscas y mosquitos. Tras esta acción comunal, Hugo Zaidenberg, integrante de Vecinos Autoconvocados por un Medio Ambiente Sano -Vapumas-, realizó las gestiones ante el Ministerio de Salud y apeló al coordinador regional del NOA del Programa de Vectores, el epidemiólogo Mario Zaidenberg. En consecuencia, operadores de la delegación sanitaria federal concurrieron con una máquina fumigadora y productos químicos para aplicar en sitios específicos tales como el relleno sanitario, la ribera del río Conchas, el balneario municipal, espacios donde se crearon basurales clandestinos y los alrededores de establecimientos de producción de cerdos existentes en toda la zona.
El trabajo se realizó en forma conjunta con la Subsecretaría de Medio Ambiente y Servicios Públicos municipal, a cargo de Carlos Coronel. Esta fumigación se realiza para el control de insectos y seguirá hasta la finalización del programa.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora