Susana Malcorra, quien el 10 de diciembre asumirá como nueva Canciller de la República Argentina, en el Gobierno de Mauricio Macri, habló de la política exterior que llevará adelante. Como ejemplos citó casos complicados: ir hasta el final para averiguar la verdad sobre el caso AMIA, pero abrirse a una nueva relación con Irán como lo hizo Estados Unidos: "Si ellos tienen fondos para comprar trigo no veo por qué no vendérselo", o el caso de Gran Bretaña y Malvinas donde divide claramente el reclamo por soberanía de los acuerdos que puedan conseguirse con el Reino Unido.
Entre sus revelaciones está una certeza que se trajo de los pasillos de Naciones Unidas y charlas con los representantes de los Estados Unidos allí: Barack Obama quiere visitar la Argentina el año próximo, antes de dejar la presidencia. "No es una confirmación total, pero el presidente vendría el año que viene".
De la reunión con Rousseff, Malcorra reveló que fue más larga que lo pensado, al punto que tuvieron que hacer esperar a las cabezas industriales de Brasil que esperaban en San Pablo.
También explicó, en función de arreglar una confusión, como debe hacer todo diplomático, que la idea de Macri de activar la cláusula democrática para pedir la suspensión de Venezuela en el Mercosur en realidad estaba atada al resultado de las elecciones de este domingo (ganó la oposición). El tema de la detención de Leopoldo López y otros opositores es una cuestión de debate sobre derechos humanos, pero no activa la cláusula democrática del Mercosur, se esforzó en corregir.
Ratificó también el viaje de Macri a Davos y todo dentro de un mensaje de globalidad que quiere expresar como el centro de sus ideas y las del nuevo gobierno: "Nada de lo que pasa en París es ajeno a lo que pasa en Medio Oriente o lo que pasa en Latinoamérica con el narcotráfico".
Señaló una apertura a dialogar con todos los bloques e inclusive avanzar más allá del Mercosur en el caso de que los socios de ese grupo no quieran acompañar, por ejemplo, si se profundizan conversaciones con la Alianza del Pacífico.
"Chile y la salida a ese océano son claves para el Gobierno de Macri, como también decidir que túneles y pasos se reactivarán con ese país para abrir la salida". "Chile y la salida a ese océano son claves para el Gobierno de Macri, como también decidir que túneles y pasos se reactivarán con ese país para abrir la salida".
Malcorra sostuvo que va a revisar los acuerdos con China. "No hay denuncia a priori de irregularidades y vocación para continuar con la asociación, pero hay que revisar y dialogar", aclaró.
Malcorra se planta sobre un punto de partida completamente diferente. "No va a haber una aproximación ideológica a las cuestiones. Todo aquello que sirva a los intereses argentinos va a ser utilizado de una manera madura. No va a haber antinomias de que porque alguien piensa así o piensa asá me adhiero o no me adhiero" a las relaciones internacionales, señaló, mientras ya trabaja para armar una bilateral entre Macri y Barack Obama.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Re KennethU
Re KennethU · Hace 11 meses

Muy bien, prioridad número uno mejorar la posición de Argentina en el mundo. Y que se hagan buenos negocios sin importar el color político.


Se está leyendo ahora