Desde fines de 2013, Hipólito Yrigoyen no tiene casa municipal. Por cuestiones de seguridad, el edificio de la calle San Martín fue demolido y las dependencias comunales funcionan desde entonces en la Casa de la Cultura.
"Se hicieron estudios que indicaban que era un peligro, tenía fallas eléctricas y su estructura estaba a punto de colapsar, por lo cual decidí que se demoliera para evitar posibles personas lesionadas. Además, el Concejo Deliberante ya tenía un informe sobre la situación", había argumentado oportunamente el intendente Carlos González.
Desde ese momento, las oficinas funcionan en forma provisoria en la Casa de la Cultura, pero entorpece el normal desarrollo de las actividades culturales para la comunidad.
A dos años de la demolición, y con el mandato cumplido, será ahora el intendente electo y actual concejal Jorge Gallardo quien tendrá que hacerse cargo de la obra.
"Mientras espero la transición y principalmente el informe de la Auditoría General de la Provincia sobre el estado del municipio, que según me anticiparon recibiré este lunes junto a unos formularios de traspaso, ya dialogué con el intendente saliente, espero la fecha de encuentro y coordinar la asunción de los concejales", comentó Jorge Gallardo a El Tribuno. "Lamento que no haya una casa municipal, tema que hablé con el ministro (Carlos) Parodi para que se incluya en el plan de obras y se comprometió a que será prioridad, entre otros temas", dijo. Gallardo, quien fue diputado provincial de 2010 a 2013 y exsecretario de Gobierno entre 2000 y 2007, durante la gestión del exintendente Nicanor Sosa, recordó que al pasar el mandato al actual jefe comunal, se hizo con 86 cargos de planta permanente, por lo que espera recibir la comuna con esa misma cantidad. En Yrigoyen hay alta desocupación y muchos dependen de la Municipalidad y del Ingenio Tabacal. Tengo pensado crear un Consejo Económico Social, organizar los barrios y un censo socio-sanitario para paliar la situación", anticipó.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora